octubre 19, 2015


Puente de espias: Sinopsis, elenco, ficha, critica: Bridge of Spies

LEE en EL BAZAR DEL ESPECTÁCULO el artículo ORIGINAL CINE

http://elbazardelespectaculocine.blogspot.com

SINOPSIS

Un thriller dramático que tiene como fondo una serie de eventos históricos, "Puente de Espías", de Fox 2000 Pictures/DreamWorks Pictures, es la historia de James Donovan, un abogado de seguros de Brooklyn, quien es lanzado al centro de la Guerra Fría cuando la CIA solicita su apoyo para negociar la liberación de un piloto estadounidense de un avión U-2, que ha sido capturado.

Dirigida por Steve Spielberg, ganador en tres ocasiones del Premio de la Academia, la película es estelarizada por: el ganador en dos ocasiones del Oscar® Tom Hanks, en el papel del abogado James Donovan; el ganador en tres ocasiones del Premio Tony® y en dos ocasiones del Premio Olivier Mark Rylance, como el espía soviético arrestado Rudolf Abel; Scott Shepherd como el oficial de la CIA Hoffman; la nominada al Premio de la Academia Amy Ryan como Mary, la esposa de Donovan; Sebastian Koch como el abogado de Alemania del Este Wolfgang Vogel, el ganador en siete ocasiones del Premio Emmy® y nominado al Oscar Alan Alda como Thomas Watters, un socio en el despacho de abogados de Donovan; Austin Stowell como Francis Gary Powers, el piloto derribado de la Fuerza Aérea; Mikhail Gorevoy como el oficial soviético Ivan Schischkin; y Will Rogers como Frederic Pryor, un estudiante norteamericano detenido en Alemania del Este. SJP_BTS_JB_D32_01863-Edit.JPG

"Puente de Espías" es producida por Spielberg, el ganador del Globo de Oro® Marc Platt y Kristie Macosko Krieger, mientras que Adam Somner, Daniel Lupi, Jeff Skoll y Jonathan King fungen como productores ejecutivos.

CRÍTICA

Puente de espías es otra película que nos llega desde Hollywood basada en hechos reales que engancha rápidamente no sólo por su interesante historia sino que también por su sólido y atrapante guión y por su brillante ambientación de época.

El ritmo, la estética y el aspecto físico de Tom Hanks nos hacen olvidar absolutamente que estamos viendo una película producida en el año 2015, ya que todo nos hace sentir que estamos en presencia de un apasionante film de espionaje realmente producido en la época de la Guerra Fría.

El elenco completo realiza un magnífico y equilibrado trabajo actoral, donde nadie desentona ni se destaca sobre sus compañeros.

Un film "a la antigua", apasionante, cautivador, inteligente y sobrio que desde el primer fotograma toma posesión del espectador y sólo lo libera en el último segundo.

Cintia Alviti

SJP_JB_D38_06163R.jpg

¿Y vos que opinás de Puente de espias?


En este artículo podés leer porque mis críticas no contienen calificación, sinopsis o detalles técnicos

Todos merecen una defensa…toda persona importa. -James Donovan

LA I NCRE Í BLE HISTORIA I NSP I RADA EN EVENTOS REALES

El guión es de Matt Charman y de los ganadores en tres ocasiones del Oscar Ethan Coen y Joel Coen.

Con frecuencia, el director Steven Spielberg ha abordado eventos históricos decisivos a lo largo de su carrera. Un entusiasta de la historia, su conocimiento de la Guerra Fría se remonta a su infancia, cuando su padre le contaba historias de los sentimientos arraigados de animosidad y desconfianza que existían entre los EE UU y la Unión Soviética; historias que aún recuerda.

"Mi padre había ido a Rusia durante la Guerra Fría en un programa de intercambio, justo después de que Francis Gary Powers fue derribado", recuerda Spielberg. "Mi padre y otros tres socios de General Electric estaban haciendo cola porque tenían en exhibición el traje y casco de Powers, así como los restos del avión U-2, para que todos en Rusia pudieran ver lo que Estados Unidos había hecho. Estaba como a una hora de llegar hasta el frente de la fila cuando un par de oficiales militares rusos los abordaron y les pidieron sus pasaportes; vieron que eran estadounidenses y los llevaron hasta delante de la fila, no para su conveniencia, ya que una vez que llegaron al principio de la fila este ruso señaló el U-2 y después señaló a mi papá y a sus amigos, y dijo, 'Vean lo que su país nos está haciendo', que repitió iracundo en diversas ocasiones antes de regresarles sus pasaportes".

"Nunca me olvidé de esa historia", comenta, "y debido a ello nunca olvidé lo que le pasó a Francis Gary Powers".

Estos fueron los años álgidos de la Guerra Fría, una guerra que involucró información -nada de combate-, donde las palabras eran el arma máxima. Fue una época en la que la propaganda anticomunista, los videos educativos "Duck and Cover" (Agacharse y cubrirse) y la cobertura de eventos sensacionalista por parte de los medios, como el juicio de Rosenberg, generaban miedo y odio a lo largo del país…odio que provenía del miedo a lo desconocido. Nadie estaba seguro, y fue una época en la que estar en los encabezados por defender a un espía ruso era especialmente peligroso…

En la década de los '50, durante las primeras etapas de la Guerra Fría, existen abundantes tensiones entre los EE UU y la URSS, así que cuando el FBI arresta a Rudolf Abel (Mark Rylance), un agente soviético que vive en Nueva York, el miedo y la paranoia sólo incrementan. Culpado por enviar mensajes codificados de regreso a Rusia, Abel es cuestionado por el FBI, pero se rehúsa a cooperar, y declina la oferta de traicionar a su país, por lo que es detenido en una prisión federal mientras espera juicio.

El gobierno, necesitado de un abogado independiente para que defienda a Abel, aborda a James Donovan (Tom Hanks), un abogado de seguros de Brooklyn. Pero Donovan, un ex fiscal en los juicios de Núremberg y muy reconocido dentro de la comunidad legal por sus formidables habilidades como negociador, tiene poca experiencia con alegatos de esta magnitud, y no está dispuesto a involucrarse en ellos. Abogar por una defensa tan vituperada lo haría una figura pública y podría poner a su familia bajo el escrutinio, el desdén e, incluso, en peligro potencial.

A la postre, Donovan acepta representar a Abel, ya que está comprometido con los principios de la justicia y la protección de los derechos humanos básicos, y quiere asegurarse de que Abel reciba un juicio justo sin importar su ciudadanía. Mientras prepara su estrategia de defensa, un vínculo comienza a desarrollarse entre los dos hombres, uno que se basa en el respeto y el entendimiento mutuos. Donovan admira la fuerza y lealtad de Abel, por lo que prepara una declaración apasionada para prevenir que reciba la pena de muerte, al argumentar que sus acciones fueron las de un buen soldado que siguió instrucciones a nombre de su país.

Poco tiempo después, un avión espía U-2 estadounidense es derribado en el espacio aéreo soviético mientras realizaba una misión de reconocimiento, y el piloto, Francis Gary Powers (Austin Stowell), es condenado y sentenciado a 10 años de prisión en Rusia. La CIA, aunque niega de manera categórica conocimiento alguno de la misión, tiene miedo que Powers pueda ser forzado a revelar información clasificada. Después de haber presenciado las impresionantes habilidades de Donovan en el juzgado, el oficial de la CIA Hoffman (Scott Shepherd) se da a la tarea de reclutarlo para una misión de seguridad nacional de gran importancia. Debido a su gran conocimiento, Donovan pronto va camino a Berlín para negociar un intercambio de prisioneros entre los EE UU y la Unión Soviética, impulsado por el amor que siente por su país, la creencia inquebrantable de sus convicciones y una cantidad inconmensurable de valor. Una vez que llega, sin embargo, Donovan se entera que un estudiante norteamericano de nombre Frederic Pryor (Will Rogers) ha sido arrestado en Berlín del Este, mientras intentaba regresar a su hogar en el occidente, y a pesar de que la CIA le ordena que sólo se enfoque en el piloto, decide negociar tanto la liberación del aviador como la del estudiante, ya que se rehúsa a dejar atrás a alguien. SJP_JB_D23_03807.jpg

La llamamos Constitución, y eso es lo que nos hace estadounidenses. -James Donovan

CONSTRUYENDO EL PUENTE: DEL GU I ÓN A LA PANTALLA

Cuando el dramaturgo y escritor de televisión Matt Charman, ubicado en Londres, se topó con una nota a pie de página en una biografía de John F. Kennedy que hacía referencia a un abogado norteamericano que había sido enviado por el presidente a Cuba para negociar la liberación de 1,113 prisioneros, le generó curiosidad. Una investigación rápida produjo un nombre que no reconoció, el de James Donovan, un exitoso abogado de seguros de Brooklyn. Pero fue la historia de lo que sucedió varios años antes lo que le pareció más interesante. Donovan había defendido a un agente soviético acusado de espionaje durante la Guerra Fría, y si bien su especialidad era la ley de seguros y no había practicado ley criminal por algún tiempo, se le pidió en aquel entonces negociar uno de los intercambios de prisioneros de mayor renombre en la historia.

Charman tenía muy poco conocimiento del funcionamiento interno de la industria cinematográfica. No obstante, voló a Hollywood con la esperanza de convencer a un estudio para que le diera luz verde con el fin de hacer una película basada en la notable historia verdadera de Donovan. Si bien el papel de Donovan no era muy conocido en los anales de la historia de la Guerra Fría, Charman le contó a DreamWorks Pictures la fascinante historia de un hombre idealista que navegaba por el mundo de la seguridad nacional y el subterfugio. Los ejecutivos en DreamWorks quedaron intrigados de inmediato.

"Cuando escuché la historia, me dejó impactada", comenta la productora Kristie Macosko Krieger, quien fue coproductora de "Lincoln" y trabaja en DreamWorks. "No mucha gente conoce la vida de James Donovan y de lo que logró durante ese periodo en la historia de los EE UU, por lo que sonaba como algo que le venía como anillo al dedo a Steven".

El productor Marc Platt, cuyos créditos incluyen "Into the Woods", "Drive" y la venidera "The Girl on the Train", estaba familiarizado con la historia de Donovan y también estaba consciente del interés del director Steven Spielberg por la Guerra Fría -y por la historia en general. En vista de lo anterior, sintió que le venía perfecto a las sensibilidades de Spielberg. "Como realizador, Steven ha estudiado algunos personajes icónicos admirables y puede recrear esa historia de una manera cinemática y extraordinaria. Es el director perfecto para contar una historia como esta".

Y ambos estaban en lo correcto. La historia era parte drama legal, parte thriller y parte épica histórica, y Spielberg estaba cautivado. Pero fue el personaje de James Donovan lo que le pareció más atractivo. La historia de un abogado honorable que lleva la vida del típico hombre de familia de la década de los '50, y que aceptó un encargo peligroso y prevaleció gracias al puro instinto y convicción de sus principios, tenía un potencial cinematográfico inmenso.

"Como un joven que creció en la década de los '50 y '60, estaba muy consciente de lo que estaba sucediendo durante la Guerra Fría, pero no sabía nada al respecto acerca del intercambio de Rudolf Abel por Francis Gary Powers", comenta Spielberg. "Sabía algo de Powers, porque mientras crecíamos todo mundo había escuchado que este avión espía U-2 había sido derribado, y que había sido exhibido en un juicio también muy público, pero la historia como que terminó con ese derribo espectacular. No me di cuenta que algo había pasado después de su captura, que fue este canje clandestino, este intercambio de espías entre Abel, un espía soviético, y Powers, el piloto espía norteamericano. Así que la historia contaba con muchos elementos a los que me sentí atraído".

Charman regresó a Londres para comenzar a escribir, y seis semanas después entregó un guión reflexivo y muy bien escrito que generaba una sensación maravillosa de suspenso entre las múltiples historias. Spielberg añade, "Matt hizo un gran trabajo de conectar la historia de Powers con la historia de Abel/Donovan".

Fue una yuxtaposición inteligente e importante, ya que Powers estaba haciendo técnicamente lo mismo por lo que Abel fue arrestado, sólo que por el aire, y Charman sabía que desde un punto de vista de la estructura necesitaba hacer que las distintas historias se hablaran entre ellas. Platt concuerda, al agregar, "Matt hizo un trabajo fantástico, y una vez que terminó le llevamos ese tratamiento a los hermanos Coen, quienes escriben con un tono que es real, pero que también tiene un estilo muy agudo que los define, y que funcionaba de manera perfecta para esta historia".

Los hermanos Coen, cuya impresionante filmografía incluye títulos como "No Country for Old Men", "The Big Lebowski" y "Fargo", se sumergieron de inmediato, al adentrarse en el lenguaje de la época e incorporar la imagen de Tom Hanks en el personaje de Donovan, y así entretejer con suma destreza esta experiencia sobresaliente de su vida en una historia poderosa que captaba la esencia del hombre.

"Joel y Ethan hicieron que nos metiéramos de una manera muy profunda en los personajes", comenta Spielberg. "Le imprimieron un sentido de ironía y un poco de humor absurdo, no absurdo en el sentido de que las películas se pueden dar licencias y ser absurdas, sino desde el punto de vista de que la vida real es absurda. Son unos grandes observadores de la vida real, como todos sabemos al ver su gran e impresionante filmografía, por lo que fueron capaces de aportar eso a la historia".

Un tema entrelazado a lo largo de la trama y estructura del guión de los hermanos Coen que tocó una fibra sensible en el director fue la noción de que los espías se parecen a cualquiera de nosotros. Explica, "No sólo eran sombras y luces, y espías de una manera estereotípica, sino espías como gente que jamás pensaríamos que lo sean, que ni siquiera nos daríamos cuenta de su presencia para empezar, mucho menos discernir que están aquí para llevar a cabo una misión en contra de nuestra seguridad nacional. Entre Matt Charman y Joel y Ethan Coen, estaba en manos de tres maravillosos narradores".

Una vez que tenían un guión terminado en sus manos, planes para hacer el filme se comenzaron a acelerar. Un equipo de producción estelar se conjuntó al poco tiempo, que incluyó: al ganador en dos ocasiones del Premio de la Academia® Janusz Kaminski como el director de fotografía; al ganador del Oscar® Adam Stockhausen como diseñador de producción; a Kasia Walicka Maimone como la diseñadora de vestuario; al ganador en tres ocasiones del Premio de la Academia Michael Kahn A.C.E. como editor; y al nominado en doce ocasiones al Oscar Thomas Newman como el compositor de la música del filme.

"A Steven le encanta la autenticidad", comenta Macosko Krieger, "y conjuntamos un maravilloso grupo de artistas para que trabajaran con él…algunos con los que ya había trabajado antes, y algunos que eran nuevos para nosotros".

SJP_JB_D39_06267R .jpg

La gente le tiene miedo a este hombre… es una amenaza para todos nosotros.

¿Sabes cómo nos va a mirar la gente; a la familia de un hombre que está intentando liberar a un traidor? -Mary Donovan

DANDO V I DA A LOS PERSONAJES

De niño, las películas de guerra en 8mm que Steven Spielberg hizo en su jardín trasero se situaban con frecuencia en la Segunda Guerra Mundial, un tema recurrente en una serie de filmes que algún día iría a dirigir -títulos que van desde "Schindler's List", "Saving Private Ryan" y "Empire of the Sun" hasta "1941" y los filmes de "Indiana Jones"-, pero hasta ahora, ninguno se había desarrollado en el mundo del espionaje internacional. "Me encantan las películas de espías", dice Spielberg. "Me encanta John le Carré, las películas de James Bond, la revista Mad y su famosa columna 'Spy vs. Spy' con la que crecí, así que el espionaje siempre ha estado en mi mente".

Con "Puente de Espías" son los personajes los que en realidad conforman la historia, y James Donovan, un abogado de seguros que es llevado a los poderosos pasillos del FBI y la CIA, es el eje de la historia. Cuando llegó el momento de buscar al actor para interpretar el crucial papel, la decisión siempre había sido obvia: uno de los actores más icónicos que trabajan en la actualidad, Tom Hanks.

"No hay nadie más apropiado para interpretar este papel que Tom Hanks", comenta la productora Kristie Macosko Krieger. "James Donovan es un tipo común y corriente…es como el mejor amigo de mi papá. Fue un tipo que hizo su trabajo y después fue lanzado en medio de esta historia internacional increíble. Eso no pasa por casualidad, pero la gente ve a Tom Hanks como un hombre cualquiera, y esa es la razón por la cual es tan brillante en el papel de James Donovan".

Hanks y Spielberg comparten una relación única y creativa, una que eleva cualquier filme en el que estén involucrados. Entre sus colaboraciones previas se incluyen "Saving Private Ryan", "Catch Me If You Can" y "The Terminal", así como la miniserie ganadora del Premio Emmy® y Globo de Oro® "Band of Brothers", basada en el libro de Stephen Ambrose, para HBO, y el programa ganador del Emmy "The Pacific", producidos ambos por los dos.

Spielberg comenta, "James Donovan era el tipo de hombre que le hacía frente a las cosas, alguien que defendía a ultranza lo que creía, y que, en este caso, era la justicia para todos, sin importar de qué lado de la cortina de hierro estuvieras. Sólo estaba interesado en ceñirse a la ley. Y la propia moralidad de Tom y su propio sentido de igualdad y justicia, además del hecho de que hace muchas cosas buenas en el mundo al usar de manera sabia su condición de celebridad, lo hacían perfecto para el papel".

"Tom es un amante de la historia", añade el productor Marc Platt. "Puedes darte cuenta de esto si ves algunas de las grandes miniseries y películas que ha producido y en las que ha actuado. Pero también tiene un interés en particular en esta época. La Guerra Fría y las políticas de Alemania Occidental/Oriental es algo de lo que sabe bastante".

Basado en el calibre de realizadores que ya estaban asegurados, Hanks, quien ha protagonizado películas diversas, tales como "Philadelphia", "Forrest Gump", "Cast Away" y "Toy Story", estaba dispuesto a formar parte del proyecto sin siquiera leer el guión. Una vez que lo hizo, sin embargo, sabía que tenía el potencial de convertirse en uno de los proyectos más emocionantes de su distinguida carrera. "El tema siempre me ha fascinado, debido a la región y a la época", comenta Hanks. "Sabía que Francis Gary Powers fue un piloto de U-2 que fue derribado por la Unión Soviética, que fue un incidente internacional de gran envergadura y de que hubo un intercambio que lo trajo de vuelta, pero no conocía los detalles o quién fue James Donovan".

Continúa, "Me encanta leer historia y enterarme de cosas completamente nuevas -en particular de un tema en el que me siento muy versado- y cuando eso sucede, vaya, es como ganarse la lotería".

Hanks también estaba fascinado por el vínculo que se desarrolla entre Donovan y Rudolf Abel. Explica, "Lo que desarrolló con Rudolf Abel fue, al principio, una relación absolutamente profesional como su defensor. Incluso dice, 'Soy tu defensor, mi trabajo es representarte y ofrecerte la mejor versión de la justicia estadounidense que yo pueda conjeturar, y he aquí lo que yo pienso que debe ser la justicia', y fue tenaz en la búsqueda de ello. También desarrolló una gran relación personal con Abel porque sintió que estaba peleando por un tipo bueno, tanto desde un punto de vista personal como por lo que representaba".

Para Spielberg, Donovan representa los ideales de una persona genuinamente altruista, alguien que tuvo la tenacidad de poner la defensa de Abel por delante de su propio confort y seguridad, porque creía con fervor que la ley necesitaba ser respetada. "Mucha atención se volcó sobre la familia de Donovan, el mismo tipo de tensión que supongo mi padre vivió cuando le dijo a la gente que iba a pasar tres semanas en la Unión Soviética, en una época cuando con tan sólo mencionar al país de una manera que se pudiera malinterpretar, podías ser acusado de complicidad", comenta Spielberg.

"Tom es el colaborador perfecto", añade Spielberg. "Intentará cualquier cosa y tiene mil ideas, además de estar abierto a otras mil ideas de otra gente. Es este contenedor increíble y creativo que sólo quiere resolver las cosas de una manera más original".

Macosko Krieger acota, "Ver trabajar a Tom y Steven es una alegría, un absoluto placer. Los dos son expertos en lo que hacen, y te puedes dar cuenta de ello. Tienen una gran fluidez y un sentido de comodidad entre ellos, que provoca que cada uno dé lo mejor de sí mismo".

Igual de crucial fue encontrar un actor que pudiera interpretar a una espía soviético capturado, que tuviera lealtades distintas y una profundidad sorprendente, y que fuera lo suficientemente interesante para que la audiencia pudiera ser capaz de sentir su humanidad y seriedad…además de alguien que también pudiera estar a la par de Hanks.

Spielberg siempre ha apreciado actores que representan sus personajes de una manera honesta y genuina, y como resultado, se sintió atraído a Mark Rylance. Por años ha seguido la carrera del actor británico y estaba ansioso de trabajar con él; sólo estaba buscando el papel adecuado. "Mark es uno de los actores más extraordinarios que trabajan donde sea", comenta Spielberg. "Lo vi en la obra 'Twelfth Night' y en gran medida fue lo que bastó para decidirme".

Para Rylance, un actor mejor conocido por su aclamado trabajo en escena, en producciones tales como "Jerusalem" y "Boeing-Boeing", y la reciente miniserie "Wolf Hall", para PBS, la oportunidad de trabajar con Spielberg fue una gran lección de humildad. Y si bien Rudolf Abel fue una figura divisiva, su patriotismo altruista le vale el respeto y admiración de Donovan, algo que le pareció muy atractivo a Rylance.

A Rylance también le pareció la historia conmovedora y muy entretenida, además de haber apreciado el hecho de que tenía el potencial para provocar que la gente pensara. "Esta es una película acerca de un hombre que hace lo correcto en el momento correcto, en el lugar correcto, además de ser una historia relevante".

"Lo que Mark le aporta al papel es una seguridad en sí mismo absoluta. Mark no desechará por completo un momento para regresar y recrearlo totalmente de nuevo", comenta Hanks. "En su lugar, lo que Mark hace es construir al personaje en la escena al mostrar pequeños gestos de amago, y ya sea ahí mismo o a la siguiente, le aportará un nuevo golpe de energía, pero sin dejar de ser el mismo personaje que construyó".

Abel, cuyo verdadero nombre fue Vilyam Fisher, murió en 1971 y fue fotografiado o entrevistado en muy rara ocasión antes de que falleciera. Según Rylance, "En realidad no sabemos mucho de él, salvo el hecho de que recibió y pasó mensajes en varios sitios de entrega a lo largo de Nueva York, usando una moneda hueca. Fue, lo que llamarías, un espía durmiente o topo. Abel ya llevaba varios años en los Estados Unidos antes de que comenzara a hacer estas actividades clandestinas, y no era el organizador en jefe de la banda de espías; sólo llevaba a cabo la misión. Pero cuando fue atrapado, el gobierno de los EE UU le dio más importancia de la que realmente tenía".

En Brooklyn, donde llevaba una existencia simple como pintor, Abel es capturado y no intenta esconder su pasado. No deja de ser reservado y no revela información alguna acerca de sus actividades en los EE UU o de sus contactos en Moscú, lo que frustró al FBI a más no poder. Hanks acota, "Abel era un hombre que sólo estaba haciendo su trabajo. Es un espía, y nosotros tenemos tipos allá haciendo lo mismo por nuestro país. Me parece que Abel se sorprendió al escuchar este argumento de un hombre que era su defensor…no sólo era una especie de ardid legal de su parte, sino que era algo en lo que creía. Era un hecho irrefutable, y eso se desarrolló a lo largo de la relación".

El Abel verdadero era, de hecho, un artista muy diestro, algo que Spielberg prefirió enfocarse en la secuencia inicial del filme. Explica, "La manera en la que nos vemos y cómo otra gente nos ve, lo que escondemos para que otros puedan descubrir algo escondido…todo eso era parte de esta idea que tenía, para empezar el filme en la cara de Mark Rylance en su papel de Rudolf Abel, y después retroceder con la cámara y descubrir que en realidad está estudiando su rostro porque está haciendo un autorretrato".

Spielberg continúa, "Me dio una especie de tema estilístico para seguir pensando en ello; la manera en cómo nos vemos…cuando pintamos lo hacemos en realidad como nos vemos, o es la idea que tenemos de nosotros mismos que queremos que otros vean, que es lo que hacen los espías. Se deben de disfrazar y camuflarse, y, de hecho, desaparecer para ser exitosos. Me pareció que era una buena manera de comenzar la historia; en la nota temática correcta".

Rylance no tuvo mas que elogios para Hanks. "Tom me vio en 'Twelfth Night' en Los Ángeles en el 2003 antes de que la producción fuera famosa y fue uno de los primeros actores en ir a verla, e ir tras bambalinas después y hablar con el reparto, que fue muy emocionante para todos", comenta. "Pero lo que más me sorprendió de Tom es que le encanta hacer reír a la gente y tiene un sentido del humor muy bobalicón, que hace que la gente se relaje de inmediato".

La actriz Amy Ryan, quien obtuvo una nominación al Oscar® por su papel como una curtida madre de asistencia social en "Gone Baby Gone" y fue vista más recientemente en la premiada "Birdman", aceptó interpretar a Mary, la comprensiva, pero determinada esposa de Donovan. Al hablar acerca de lo que le llamó la atención del proyecto, dice, "La mayoría de los guiones se toman entre 10 y 15 páginas para que te des una buena idea de quiénes son los personajes en realidad, pero aquí, en las primeras páginas, nos enteramos que James Donovan es un abogado con mucha labia. Además, me gustó el hecho de que esta mujer, Mary Donovan, no era el tipo de esposa que dice 'Sí, mi amor, desde luego, cariño'. Tenía cosas sustanciales que decir y opiniones realmente buenas, sólidas e inteligentes acerca del mundo al que su marido está pasando a formar parte, y eso me pareció muy atractivo".

Antes de que diera inicio el rodaje, la actriz tuvo la oportunidad de conocer a la nieta de Mary. "Vi los álbumes de boda de su familia, así como fotografías de sus vacaciones, además de haber escuchado historias de primera mano por las que me enteré que Mary nació en Bay Ridge, se crió en una dura familia católica irlandesa, se graduó de la Facultad de Marymount y a la postre se estableció en Park Slope", explica Ryan. "Mary estaba orgullosa de lo que estaba haciendo su marido, pero no le gustaba la atención que esto generaba en su familia, y le preocupaba que sus hijos pudieran estar en peligro".

El reto más grande de Ryan fue hacer que su personaje, una mujer en medio de circunstancias muy complejas, fuera creíble. Platt comenta, "La interpretación de Amy como Mary hace que la respaldemos, pero también sentimos el conflicto que tiene por querer proteger a su familia. El involucramiento de su marido en el caso hace que la familia esté en peligro y provoca que amigos se alejen, y sientes la lucha interna que vive por querer proteger y amar a su marido y hacer lo que él piensa es correcto, y por otro lado proteger a su familia, y no puedes dejar de quererla por lo mismo".

En especial, Ryan estaba encantada de tener la oportunidad de trabajar con Hanks, a quien considera generoso, tanto en espíritu como en energía. "Estaba muy impresionada con la cantidad de entusiasmo que fue capaz de llevar a cada escena. Debido a la gran experiencia que tiene como actor, intenté escuchar y observar lo más que pude", comenta. "Además de saber todos los aspectos técnicos de dónde va a estar colocada la cámara y la iluminación, es capaz de estar en la escena de una manera muy íntegra y auténtica…es una habilidad sorprendente".

Y para Hanks, el sentimiento fue mutuo. "Trabajar con Amy fue maravilloso…siempre estaba pensando que parecía como si apenas estuviera haciendo algo, y, no obstante, estaba haciendo todo al mismo tiempo".

Con los protagonistas de la historia en su lugar, los realizadores se dieron a la tarea de buscar a los actores para los papeles secundarios importantes en la historia de Donovan, por lo que recurrieron a la directora de casting Ellen Lewis, ubicada en Nueva York. Spielberg comenta, "Ha habido muchas ocasiones en las que había querido trabajar con Ellen, pero estaba trabajando con Scorsese, y esta era una oportunidad en la que Marty no estaba produciendo y Ellen estaba disponible, que resultó ser maravilloso porque en su mayoría quería utilizar actores de teatro".

El actor teatral Scott Shepherd, quien recibió Premios Obie por sus actuaciones en "Gatz" y "Poor Theater", y ha aparecido en pantalla en "Side Effects", obtuvo el papel de Hoffman, el astuto oficial de operaciones de la CIA. La CIA estaba buscando un ciudadano privado como Donovan para negociar el intercambio en Berlín del Este, para que la comunicación no fuera entre gobiernos, y es Hoffman quien asegura la participación de Donovan para la peligrosa misión. Pero los dos hombres pronto tienen un enfrentamiento, una vez que Shepherd espera que Donovan valore la seguridad nacional sobre el privilegio abogado-cliente.

Cuando Donovan acepta la tarea, Hoffman le hace hincapié de que va a estar solo. Ni el gobierno de los EE UU ni el soviético pueden verse involucrados en la operación…la República Democrática Alemana negociará el intercambio de manera directa con él. Hanks añade, "Donovan ha ofrecido una defensa vehemente, auténtica y llena de pasión por este espía soviético que fue arrestado, que después fue designado por la otra parte para ayudar a facilitar el intercambio que hará regresar un espía a la Unión Soviética y otro a los EE UU".

Donovan cree que Abel estaba actuando de manera honorable, pero cuando se encuentra con algunos tecnicismos en la búsqueda y despojo del estudio de arte y departamento de Abel, comienza a cuestionarse si Abel recibió el proceso debido cuando fue arrestado. Platt explica, "Hoffman es básicamente un tipo de la CIA que cree que la cosa más importante deberá ser siempre proteger la seguridad del país, mientras que Donovan tiene un conjunto diferente de principios, que tienen que ver más con su punto de vista de la Constitución…como una especie de perspectiva constitucional contra una perspectiva de seguridad nacional".

Con créditos que incluyen la memorable serie de televisión "M*A*S*H" y el filme "The Aviator", entre muchos otros, Alan Alda se hizo del papel de Thomas Watters, un socio superior en el despacho de abogados Watters, Cowan & Donovan. "Mi personaje como que hace a un lado a Donovan de su trabajo para poder proteger el despacho", comenta Alda. "Watters sólo quiere proteger el despacho y prevenir que Donovan se vuelva muy idealista, que fue una manera inteligente de los guionistas de mostrar a lo que se iba a enfrentar Donovan cuando acordó tomar el caso".

El prometedor actor estadounidense Austin Stowell, quien fue visto más recientemente en la sumamente aclamada "Whiplash", interpreta a Francis Gary Powers, el joven piloto de la Fuerza Aérea que se une a la CIA para volar misiones encubiertas en un avión espía U-2, y es a la postre derribado sobre la Unión Soviética. Ahí, queda preso y es sujeto a un confinamiento solitario y a la privación del sueño, para sufrir más adelante la humillación de un juicio falso muy público en Moscú. Spielberg recomendó al actor después de haber visto sus dailies de "Public Morals", para TNT; un drama policiaco de época, en el que Spielberg fungió como productor ejecutivo, y en el que Stowell tiene un papel protagónico.

Durante la Guerra Fría, la necesidad para recabar información militar estratégica de nuestros adversarios llevó a que los EE UU desarrollaran el avión espía U-2. Una nave de reconocimiento que voló a altitudes de poco más de 21 mil metros -el doble de lo que vuela un jet comercial -, las naves eran indetectables por el radar soviético. Powers falleció en 1977, pero su hijo, Francis Gary Powers, Jr., tiene una breve aparición en el filme como el agente de la CIA involucrado con el entrenamiento de pilotos del U-2, o "choferes" como se les denominaba por lo general en aquel entonces.

El actor alemán Sebastian Koch, quien protagonizó la película ganadora del Oscar® "The Lives of Others" y el thriller de acción "A Good Day to Die Hard", obtuvo el papel de Wolfgang Vogel, el petulante y traicionero "abogado" de Alemania del Este, que representa a la supuesta familia de Abel, y con quien Donovan deberá discutir el intercambio de Abel. Vogel trabaja para el gobierno comunista de la República Democrática Alemana, que no era reconocido por el gobierno de los EE UU, pero que estaba intentando de manera desesperada por convertirse en un país por derecho propio.

Spielberg explica, "De hecho, la Alemania del Este Nacionalista estaba amenazando a los soviéticos, al decirles, 'Sé que nos alimentas y nos das ropa, y estás al tanto de nosotros, pero no somos tus títeres'". Donovan termina intercambiando a Abel a dos partes distintas: Vogel y la RDA por Frederic Pryor en el control fronterizo Charlie, y a Ivan Schischkin y los soviéticos por Powers en el puente Glienicke.

El actor ruso Mikhail Gorevoy, mejor conocido por las audiencias como el villano Vladimir Popov en la película de James Bond "Die Another Day", aceptó interpretar al enigmático Ivan Schischkin, un oficial soviético que se autodenomina secretario asistente en la embajada soviética en Berlín del Este, pero que es, de hecho, un importante oficial de la KGB con quien Donovan deberá negociar. El joven actor estadounidense Will Rogers, que ha aparecido en pantalla en "A Good Marriage", redondeó el reparto como Frederic Pryor, un estudiante norteamericano arrestado en Berlín del Este, de quien se entera Donovan mientras está en Berlín del Este para negociar la liberación de Powers e insiste en que el muchacho debe ser parte del intercambio.

SJP_JB_D42_06638.JPG

Sólo quedan unas cuantas rutas en el este… la ley no está tan bien establecida allá.

Sólo evita en general la interacción con gente…no perteneces. -Hoffman

RECREAR LA GUERRA FR Í A EN PANTALLA Los Paisajes: Nueva York, Alemania y Polonia

Mientras conjuntaban el reparto y el equipo de producción, los realizadores estaban decidiendo de manera simultánea dónde iban a rodar el filme, con la esperanza de utilizar muchos de los lugares auténticos donde se llevaron a cabo los eventos de la historia. Después de buscar locaciones en los EE UU y Europa, se establecieron en la ciudad de Nueva York, Berlín, Alemania; y Wroclaw, Polonia.

Desde un punto de vista de la estructura, la historia es un estudio de los estados de ánimo y ambientes cambiantes, que inicia en Brooklyn en 1957, y que más adelante la acción se muda a Berlín del Este. Debido a esto, la producción utilizó dos equipos de producción distintos para la fotografía principal; uno para rodar las escenas en y alrededor de Nueva York y otro distinto en Alemania y Polonia, cada uno con su propio programa de preproducción y cada uno con la obligación de crear de manera efectiva su propio universo cinematográfico que necesitaba serle fiel a los detalles de la época.

El productor Marc Platt explica, "Fue interesante producir este filme porque fue casi como si hubiéramos hecho dos filmes por separado, que es ilustrativo del extraordinario viaje que James Donovan emprende. Primero lo conocemos en Brooklyn, donde acepta llevar el caso, que ésa fue una película, y después viaja de manera inesperada a una parte del mundo completamente distinta, a una cultura completamente distinta, que se sintió como otra película totalmente distinta".

La productora Kristie Macosko Krieger añade, "Fue bastante complejo. Queríamos que la audiencia emprendiera un viaje, y rodamos, tanto como nos fue posible, en continuidad. Debido a las restricciones de tiempo tuvimos unos cuantos problemas para coordinar agendas con algunos miembros del equipo de producción con el que trabajamos por lo general, lo que nos permitió descubrir algunas personas maravillosas que nunca antes habíamos empleado. Contamos con Adam Stockhausen, quien es un diseñador de producción brillante; Kasia Walicka Maimone, nuestra diseñadora de vestuario; y el compositor Thomas Newman, quienes nos ayudaron a imprimirle vitalidad al filme".

"No hubo un solo día en el que llegábamos al set por primera vez y pensaba, 'Vaya, esto no sólo es una pequeña e inusual recreación…esta es una representación en tres dimensiones, genuina y holográfica de lo que fue'", comenta Tom Hanks.

La fotografía principal de "Puente de Espías" dio inicio en septiembre de 2014 en Manhattan, y a lo largo del siguiente mes la producción le sacó el mayor provecho a los diversos estilos arquitectónicos de la ciudad y a los distritos adyacentes. Cámaras operadas por el director de fotografía Janusz Kaminski corrieron por primera vez en la parte inferior de Manhattan, en Wall Street, donde se rodaron en la plaza Foley los exteriores de Donovan en los escalones de la Corte Federal.

El primer filme de Kaminski con Spielberg fue "Schindler's List" en 1993, y desde entonces han trabajado juntos en más de una docena de filmes. Según Platt, "Uno puede comenzar una oración y el otro terminarla, y el resultado para nosotros, como cinéfilos, es ver al filme cobrar vida; y observar su belleza, la apariencia y sensación que tiene, y todo eso yace en lo que sea que ocurre de manera tan milagrosa entre Janusz y Steven".

Reconocido por su habilidad para capturar detalles emotivos en medio de imágenes sorprendentes, el principal objetivo de Kaminski es establecer una gramática cinematográfica para poder contar la historia. Afortunadamente, con "Puente de Espías", las sobresalientes locaciones, decorado y vestuario le brindaron oportunidades incontables a la cámara para hacerlo.

"Lo que me encanta de trabajar con Janusz es que puedo entender de manera muy rápida a lo que le está apostando", comenta Hanks. "Siempre que le pregunto qué saldrá en la toma me responde, así que tengo el lujo de trabajar con alguien así, lo que es de gran ayuda y que significa dos cosas: No arruinaré la toma, y él me ayudará a obtener otro pequeño momento de James Donovan en la escena".

En la estación del metro de Manhattan en la calle Broad se rodaron las escenas en las que Rudolf Abel es perseguido por el FBI y aquellas en las que Donovan se dirige al trabajo, una vez que los productores sintieron que un sistema de metro actual se necesitaba para rodar de manera realista un vagón desde la plataforma de la estación. Afortunadamente, la Autoridad de Transporte Metropolitano de Nueva York estaba ansiosa de trabajar con la producción, por lo que les permitió el acceso a la estación del metro un domingo muy temprano por la mañana.

El diseñador de producción del filme, Adam Stockhausen, reciente ganador del Oscar® por "The Grand Budapest Hotel", explica, "Tuvimos que trabajar de manera muy rápida, lo que significaba cambiar pósteres y señalizaciones, cambiar lámparas y redecorar todo, de arriba abajo. Y después, desde luego, todo tenía que ser colocado de regreso tan rápido como fuera posible". Las tomas interiores del metro fueron rodadas en vagones auténticos de la década de los '60, albergados en el Museo de Tránsito de la ciudad de Nueva York.

En el centro de Manhattan, las oficinas del Colegio de Abogados de Nueva York, localizadas en la histórica y clásica calle 44, sirvieron de locación perfecta para el despacho de abogados de Donovan, ya que el lugar le dio un sentido de fortuna y prestigio del viejo mundo. Le siguieron múltiples rodajes en Brooklyn, en locaciones de Flatbush y Brooklyn Heights, ya que los distritos todavía cuentan con una buena cantidad de edificios de época. Fue en el parque Ditmas, un área residencial conformada por hogares pintorescos situados en calles pacíficas y arboladas, donde Stockhausen encontró la locación ideal para el hogar de los Donovan: una hermosa e independiente casa victoriana llena de encanto y detalles de época, con un porche frontal y jardín trasero pequeño, que ayudó a transmitir el fuerte vínculo que Donovan tiene con su colonia.

Los interiores del hogar de Donovan y sets adicionales fueron construidos en foros de los Estudios Steiner, en Brooklyn. Macosko Krieger comenta, "Cuando entré al set de la casa de Donovan por primera vez fue como si hubiera regresado en el tiempo a finales de la década de los '50, y estaba cenando con la familia de alguien. Adam Stockhausen consiguió a la perfección todo detalle minúsculo en esa casa".

Un fuerte sentido de historia permeó en la producción cuando comenzaron a rodar en Europa, una vez que las locaciones icónicas representaban, en imágenes crueles, los horrores a los que fueron sujetos los alemanes del este, situación que infundió un sentido de respeto por lo que tuvieron que pasar los habitantes.

El aeropuerto Flughafen Tempelhof en la sección central sur de Berlín, donde los aerotransportes históricos de 1948 y 1848 se llevaron a cabo, fue una locación indispensable. Estos aerotransportes ocurrieron cuando el ejército soviético cerró el acceso a la parte oeste de la ciudad por cualquier otro medio de transporte. Aviones de los EE UU, Gran Bretaña, Canadá, Australia, Nueva Zelanda y Sudáfrica transportaron comida y provisiones a los habitantes de la ciudad para prevenir que murieran de hambre. Spielberg rodó múltiples escenas en Tempelhof, incluyendo el regreso a casa de Donovan y Powers adentro de un avión de carga del ejército de los EE UU. Escenas donde aparecían aviones U-2 verdaderos, tanto en tierra como en el aire, fueron rodadas varios meses después en la base Beale de la Fuerza Aérea en el condado de Yuba, California.

El choque del avión espía U-2 de Powers fue rodado con una pantalla grande en Tempelhof, donde Stockhausen y su equipo construyeron una réplica de la cabina del U-2 en una base móvil, que fue utilizada para todos los primeros planos de Powers montado en su aeronave. Según Macosko Krieger, "fue sorprendente ser capaz de rodar con estos viejos aeroplanos en locaciones hermosas como Tempelhof, donde en realidad se llevaron a cabo los eventos de la historia…no puedes recrear cosas como ésas".

El histórico Puente Glienicke de Berlín, donde sucedió el intercambio real de Abel por Powers, fue la locación del clímax histórico de la película. El puente abarca el río Havel y está cerca de Wannsee, donde tuvo lugar la Conferencia de Wannsee con Adolf Eichmann y otros arquitectos del Holocausto. Durante la guerra, el puente separaba a Alemania del Este con la del Oeste…hoy conecta la sección de Brandemburgo de Berlín con el suburbio de Potsdam.

Escenas de Donovan cuando intenta convencer a guardias de Alemania del Este para que lo dejen pasar en el puesto de control de Friedrichstrasse, y así no perder la cita que tiene en la embajada soviética con Wolfgang Vogel, se rodaron en el City Center de Berlín. Friedrichstrasse, al que se le conoce más comúnmente como el puesto de control Charlie, es el cruce de frontera más conocido entre Alemania del Este y del Oeste. "Todos asumen que la única forma de entrar a Berlín del Este era a través del puesto de control Charlie, pero ese no era el caso", indica Stockhausen. "De hecho, podías tomar el tren (S-Bahn) después de la frontera y bajarte en la estación de Friedrichstrasse, pero cuando te bajabas todavía tenías que pasar por otro puesto de control para ingresar al lado este".

Al principio, encontrar un lugar para rodar la escena en el Berlín contemporáneo representó un reto para los realizadores, ya que la estación actual de Friedrichstrasse es más moderna que aquella que existía durante la Guerra Fría. Pero a Stockhausen se le ocurrió una solución y recreó la estación al usar un paso a desnivel pesado y oxidado de vías cerca de otra estación de trenes (S-Bahn), que corría a lo largo de una pared de ladrillo derruida.

Para rodar escenas cruciales de la historia que se llevó a cabo en el Muro de Berlín, la producción se mudó a la ciudad de Wroclaw en Polonia, aproximadamente a cuatro horas al sudeste de Berlín. Wroclaw (que se pronuncia Vrohkluff) estaba en malas condiciones, como resultado de la privación económica y años de abandono, pero tenía un aspecto similar al de una ciudad devastada por la guerra. De hecho, la ciudad había sido parte de Alemania antes de que las fronteras fueran vueltas a trazar; era llamada Breslau en aquel entonces, así que toda la arquitectura era alemana en estilo. Según Platt, "Gran parte de los edificios no habían sido tocados desde la guerra…había literalmente huecos de bala en algunos de ellos".

El Muro de Berlín estaba a medio construir cuando sucedió la historia de Donovan, y Spielberg también quería que la audiencia viera en pantalla cómo era construido. La primera versión que se erigió fue una pared provisional hecha de bloques de concreto y alambre de púas, que fue reemplazada con celeridad con la versión que la mayoría reconoce en la actualidad, que contaba con bloques de cemento reforzados y una tubería inmensa sobre ella, para hacerla mucha más resistente y difícil de escalar.

Stockhausen y su departamento construyeron aproximadamente 300 metros de la Pared en diferentes etapas de su construcción, con los mismos materiales y las mismas dimensiones que la original. Es cuando el estudiante norteamericano Frederic Pryor se presenta en la historia, que la audiencia ve por primera vez el Muro de Berlín. Pryor, mientras visitaba a un profesor en Berlín del Este (cuya hija también resulta ser su novia), tiene un encuentro desafortunado con los guardias fronterizos de Alemania del Este, quienes lo arrestan mientras intenta regresar al Oeste. Donovan escucha por primera vez de Pryor cuando está en Berlín del Este, y se rehúsa a dejar el país a menos que Pryor forme parte del intercambio de Powers por Abel.

El resultado final en pantalla transmite no sólo el terror del Muro de Berlín, sino también la confusión. Spielberg agrega, "El Muro de Berlín era en realidad simbólico, ya que no se veía como San Quintín o Alcatraz u otra gran penitenciaría federal. En realidad, las paredes eran relativamente fáciles de escalar, sólo que no te atrevías a hacerlo. Cuando rodamos esas escenas vi la pared y pensé, '¿En realidad sucedió esto? ¿Es cierto que Berlín estaba dividido de esta manera?' Trajo de regreso una época de mi vida cuando las paredes comenzaron a erigirse en todo el mundo, la mayoría invisibles, pero paredes a final de cuentas".

"Fue aterrador, y también se sintió como algo muy permanente", añade Hanks. "Lo que el diseñador de producción Adam Stockhausen fue capaz de hacer con el Muro, una vez que encontró esas intersecciones perfectas en la ciudad de Breslau, en Polonia, que empataban tan bien con la arquitectura de la época, fue en verdad asombroso".

La producción en Berlín coincidió con el 25º aniversario de la caída del Muro de Berlín. A pesar de que la ciudad estaba localizada en su totalidad dentro de la porción soviética en Alemania, Berlín del Este era parte de la Unión Soviética; Berlín del Oeste no. Los residentes de la ciudad eran capaces de ir y venir hasta que la RDA construyó el Muro de Berlín para separar las dos ciudades, y la entrada sólo era posible a través de uno de varios puestos de control localizados a lo largo del Muro.

El 9 de noviembre de 2014, miles de personas se reunieron en Potsdamer Platz para conmemorar la fecha cuando el gobierno de Alemania del Este rescindió las restricciones de viaje entre Alemania del Este y del Oeste. Para el reparto y el equipo de producción que rodó al siguiente día en el set de la Estación de Friedrichstrasse creada por el equipo de Stockhausen, fue un recuerdo vívido de las condiciones de violencia, vigilancia y carencias bajo las cuales vivieron los alemanes del este.

También fueron recreadas partes del Puesto de control de Friedrichstrasse en Wroclaw por Stockhausen y su equipo, incluyendo su letrero icónico que lee: 'Ahora estás dejando el sector americano' en tres idiomas. El set fue utilizado para rodar la secuencia culminante en la que Frederic Pryor es escoltado al puesto de control por Vogel, entre otros. "Todo acerca del set del puesto de control Charlie es sobresaliente", comenta Platt. "Sientes como si estuvieras viviendo ese momento en aquella época, en la misma historia".

"Estas personas hacen trabajos que ni siquiera puedo empezar a comprender", añade Hanks. "Para mí, todo se ve como una tarea, y siempre parecen estar operando con el tiempo encima para tenerlo todo listo. Pero cuando ves el resultado final y es tan evocador, que alguien incluso como yo sabe que es un set, la sensación permanece tanto como sea posible; eso es tener un talento especial".

Mark Rylance concuerda, al acotar, "Los sets eran increíbles y bellos, con una cantidad asombrosa de detalles. Como actor, estás trabajando entre artesanos, y tan sólo estar rodeado de estas personas con tales talentos y amor por lo que hacen, es muy inspirador. Es la combinación de todos estos oficios lo que hacen a un filme grandioso, y Steven lo conduce de una manera muy creativa".

Diseñando los Colores y Texturas de la Época

En "Puente de Espías", la diseñadora de vestuario Kasia Walicka Maimone, cuyos créditos cinematográficos incluyen "Foxcatcher" y "Moonrise Kingdom", fue responsable por transmitir de manera efectiva la época de la historia a través del diseño visual del guardarropa y los accesorios, pero dice que su mayor reto en cualquier filme es ser una buena oyente. Explica, "En cada proyecto se nos deben de ocurrir nuevas maneras de entender qué es lo que nos está diciendo la historia, de entender a cabalidad el color de la era y representarlo de una manera sutil, para que ayude a representar la historia y no a que la subyugue".

La investigación de Walicka Maimone arrojó que, durante gran parte, la gente se vestía de manera refinada a finales de los '50 y '60. "Los hombres y mujeres se vestían de manera mucho más formal; hombres con trajes y sombreros, y mujeres con vestidos, trajes y faldas", comenta. "Pero los trajes de los hombres no eran nada parecidos a los que se usan en la actualidad. Eran manufacturados de otra manera; una tradición más antigua, con una forma corporal distinta, una manga distinta, un molde distinto para los pantalones y un hilado más ancho de la tela".

"Puente de Espías" fue su primer filme con Steven Spielberg, y estaba fascinada al saber que hablaban el mismo idioma y compartían un entendimiento visual similar de la historia. Al trabajar de manera estrecha con el diseñador de producción Adam Stockhausen, se sumergió en los mundos en los que existían los personajes, con la esperanza de encontrar un atisbo de la verdad acerca de ellos. Afortunadamente, tenía mucha libertad al momento de crear la apariencia que definiría a cada personaje, porque no estaban interpretando personas icónicas que fueran reconocibles por alguien en la actualidad.

Para el personaje de Mary Donovan, interpretado por Amy Ryan, Walicka Maimone obtuvo inspiración de Jackie Kennedy y acentuó la apariencia de Ryan con un collar de perlas y anteojos similares a unos usados por la esposa de James Donovan. "Tenemos mucha información correcta de la Mary Donovan verdadera, que provino mayormente de Amy, incluyendo algunas fotografías sorprendentes de la colección personal de la familia", comenta Walicka Maimone. "El ver estas fotos nos ayudó a entender la esencia de quién era esta mujer. Creamos muchos atuendos para ella, como el abrigo verde que usa en la sala de juicios, que parecía representar una época y, de manera subliminal, le brinda a la audiencia un mejor sentimiento de aquella era".

Ryan comenta, "Creó estas apariencias hermosas para la época, y a pesar de que mi guardarropa era más informal en estilo, cada uno era más bello que el siguiente. Pero la ropa interior era mucho más constreñida con respecto a la que estoy acostumbrada a usar, que, aunque no lo creas, me ayudó a adentrarme en el personaje, ya que me tenía que mover de manera distinta".

El guardarropa reflejó la cultura y la época de la historia, lo que ayudó a articular la visión del director. "Los atuendos eran fuera de serie, que ya es decir algo", comenta Tom Hanks. "Cualquiera puede ir a una tienda de disfraces y rentar muchas cosas, pero no dejarán de verse como disfraces o vestidos rentados. No sé cómo lo hizo, pero a Kasia siempre se le ocurrían ideas frescas, hasta para los uniformes de las meseras en el hotel Hilton de Berlín…pero eso es lo que hacen los artistas".

Cuando se rodó en exteriores, los atuendos de época que usaron los extras ayudaron a reforzar el sentido de que estas escenas, a pesar de tener una inmediatez vibrante con el presente, estaban sucediendo en un pasado hasta cierto punto distante, pero reconocible. Algunas escenas contaron con más de 300 extras, que iban desde espectadores y reporteros en la corte, hasta pasajeros del metro y transeúntes en las calles. En días fríos se requería vestirlos no sólo con sus atuendos normales, sino también con accesorios apropiados, como sombreros, bufandas, guantes y gabardinas.

"Nuestro trabajo fue entregar un sentido de realidad a esas escenas", comenta Walicka Maimone. "Hablamos de que cada uno de los extras necesitaba ser vestido acorde, porque para poder representar una muchedumbre de manera efectiva, necesitas contar con una buena mezcla de gente. Cuando tienes que presentar una multitud que represente a la humanidad y a las calles de Nueva York, la colaboración comienza con el director de casting de extras, porque es mucho más fácil vestir gente cuando tienen grandes rostros".

De igual importancia era asegurarse que todos los colores del guardarropa fueran auténticos para la época específica. Escenas que se desarrollan en Nueva York presentaban ropaje que era mucho más motivado por el color, al representar el mundo exitoso y comercial de los Estados Unidos en la década de los '50, en el que mujeres usaban de manera predominante el verde, marrón y amarillo, mientras que los hombres usaban café, gris y azul marino. En Berlín, los colores eran escasos y, cuando se usaban, eran tenues, ya que la mayoría era negro y/o gris mate para reflejar la atmósfera miserable de la ciudad en aquellos tiempos.

"Necesitábamos representar de manera efectiva la época y los colores de la misma, así que Adam y yo planeamos el balance de colores para descifrar cómo iba a empatar todo", menciona Walicka Maimone. "Absorbimos tanto vocabulario de la época como pudimos, elegimos lo que era necesario para cada marco en particular del filme, y después construimos esas realidades para que fueran lo suficientemente sólidas con la intención de evocar ese periodo, pero sin que fueran a abrumar la historia".

Evocar el Estado de Ánimo y Emociones de la Historia

Thomas Newman, miembro de la legendaria familia Newman de compositores (que incluye a su padre Alfred, su hermano David, sus tíos Lionel y Emil, y su primo Randy), fue traído a bordo para crear música que sirviera de complemento a la poderosa historia de James Donovan, sin que la asfixiara. En palabras de Tom Hanks, "Las grandes bandas sonoras hacen dos cosas: tocan por debajo y ni siquiera las notas, o tocan y no te puedes imaginar las escenas sin ellas".

El compositor, cuyos créditos incluyen "Cinderella Man", "Jarhead" y "Little Children", dice, "Esta es una historia estadounidense -la dificultad fue discernir la mejor manera de representar a los Estados Unidos de una forma que no se fuera a edulcorar nada, pero que al mismo tiempo se incorporaran los ideales de Donovan. A lo que se redujo, para mí, fue a los valores familiares sencillos, una sensación de lo que significa ser estadounidense en el sentido más idealizado de la palabra".

DreamWorks había trabajado con Newman en numerosos filmes a lo largo de los años, incluyendo títulos aclamados tales como "The Help", "The Road to Perdition" y "American Beauty", pero "Puente de Espías" era la primera vez que el compositor componía música para un filme dirigido por Steven Spielberg. "Steven fue un colaborador auténtico", comenta Newman. "Puedes percibir a alguien que entiende en gran medida la noción de la colaboración artística, y que quiere sacarle lo mejor a la gente que trabaja para él, y eso es Steven definitivamente".

La música siempre ha desempeñado un papel crucial en los filmes de Spielberg, pero desde el primer día imaginó a "Puente de Espías" de manera distinta. Hay alrededor de 38 minutos de música en "Saving Private Ryan" y entre 38 y 40 minutos de música en "Puente de Espías", pero no hay nada de música en los primeros veinte minutos. Spielberg explica, "Muchas de mis películas son dependientes de la banda sonora, en algunas ocasiones incluso dependen de una banda sonora de principio a fin, pero no sentí que 'Puente de Espías' fuera así, del mismo modo en el que sentí que 'Private Ryan' no necesitaba música en todo momento".

"Es muy absorbente", comenta Newman. "Los sonidos de la ciudad de Nueva York establecen un sentido de anticipación con respecto a lo que le va a suceder a Abel. El choque de avión de Francis Gary Powers también lo realizó de manera brillante sin música, y es muy emocionante saber que sólo es el sonido".

Cuando la banda sonora de Newman da inicio, la música es discreta y brillante en su simplicidad. Entre más se involucra Donovan con la CIA, la banda sonora incrementa desde un piano sencillo a toda una orquestación, una diferencia sutil, pero una que Spielberg creyó le podía agregar algo de peso emocional a la amistad entre Abel y Donovan. La música fue interpretada por una orquesta compuesta por 85 músicos y en ocasiones complementada por voces de un coro masculino, pero Newman tuvo cuidado en no insinuar cualquier tipo de inclinación política. Explica, "En cuanto a esa influencia, no quería que la música dijera, 'Okey, aquí esta Rusia y aquí están los Estados Unidos, y Rusia va a ser representada por voces masculinas profundas', pero también quería experimentar un poco con eso como un medio para hacer la historia convincente".

Spielberg fue muy claro con Newman de que no esperaba que le entregara una banda sonora de John Williams. "Steven tiene una relación muy elemental, casi primitiva, con John Williams, y una muy exitosa además, pero me alentó a que escribiera música que reflejara mi estética en vez de intentar emular la de John", comenta Newman. "He conocido a John toda mi vida a través de mi familia, pero siempre supe que no quería terminar como un John Williams de tercera porque su estilo ha sido una parte crucial de lo que ha sido la música para cine".

Spielberg añade, "Fue devastador para mí, porque John estaba pasando por un problema de origen médico, y ya está bien, gracias a Dios, pero siempre hemos trabajado juntos, y después de 42 años de colaboración no trabajar con él fue casi incomprensible. En un momento dado, mi respuesta fue no contar con ningún tipo de música…que sólo saliera de reproductores de discos y radios y ese tipo de cosas. Pero después me di cuenta que había partes de este filme que se iban a beneficiar de la banda sonora y no lo pensé dos veces cuando supe que no iba a ser John…la primera persona que me vino a la mente fue Tom Newman".

"Cuando Steven y yo nos juntábamos a hablar de la música, siempre visualizaba la película como una persona que está intentando disfrutarla e intentando identificarse con ella, en vez de alguien que sólo tuviera un objetivo", comenta Newman. "Así que veía y escuchaba y reaccionaba, que es a final de cuentas muy remunerador porque sentí que había encontrado mi propia voz y que esa voz había sido aceptada por Steven".

Si bien John Williams no estaba disponible para componer la banda sonora del filme debido a una situación leve de salud, que ahora ha sido corregida, sí compondrá la música del siguiente filme de Spielberg, "The BFG".

Entrelazar de Manera Imperceptible Todos los Elementos

Montar un filme acerca de las hazañas valerosas de un hombre de familia que se convirtió en un negociador de espías de la Guerra Fría, le presentó un singular reto al editor Michael Kahn. "Era una gran obra dialogada", explica Kahn. "La rodó de una manera más convencional, donde el diálogo era clave. Quería que la audiencia se involucrara con lo que se estaba diciendo y que pensara en lo que estaba sucediendo, así que no la editamos como una película de acción. De hecho, las actuaciones de Tom Hanks y Mark Rylance eran tan brillantes en ciertos momentos que era difícil cortar a otras cosas".

Para Steven Spielberg fue importante que James Donovan fuera el centro de atención de la historia, y el hecho de que no hay música al comienzo del filme ayudó a reforzar la historia y a acentuar el diálogo. Kahn explica, "El no tener música ahí, nos permitió obtener un sentido real de cómo es la vida de Donovan, y funcionó de una manera hermosa porque tenemos la oportunidad de conocerlo rápidamente, ya que somos capaces de escuchar todo el diálogo de una manera muy clara".

Kahn es uno de los antiguos colaboradores de Spielberg, una relación que se remonta a 1977 y " Close Encounters of the Third Kind " . Según Hanks, "Matt Charman se dio cuenta de que había algo fantástico ahí y lo escribió, y después los Coen terminaron por agregarle una buena cantidad de su polvo mágico. Algunas de esas cosas están en el texto, pero el ritmo y la composición son totalmente de Steven y Michael. Gracias a Dios que tienen la comunicación que tienen, porque nadie podría escribir eso".

En "Puente de Espías", Spielberg le ponía los dailies a Kahn y a su equipo, y les daba las escenas que prefería. Y debido a que el director prefiere editar durante la fotografía principal, y presentarse antes de la hora de llamado, durante la comida o después de terminar un día de rodaje, Kahn fue capaz de ensamblar un corte del filme de manera relativamente rápida. "Es maravilloso poder mostrarle cosas mientras está en el set, ya que obtengo su retroalimentación mientras estamos editando", dice Kahn.

Otro reto para Kahn fue determinar la mejor manera de combinar de manera efectiva múltiples historias que involucraban a cuatro personajes distintos -James Donovan, Francis Gary Powers, Rudolf Abel y Frederic Pryor- y mostrar cómo todas estaban conectadas, a pesar de que todas eran bastante diferentes. "Esa es parte de la magia de la colaboración entre Michael Kahn y Steven…que son capaces de conjuntar todo eso y hacer que luzca imperceptible una vez terminada", comenta la productora Kristie Macosko Krieger.

SJP_JB_D44_07030 .jpg

DETRÁS DE CÁMARAS CON EL D I RECTOR

La intuición de Steven Spielberg de cómo combinar la cámara y la narrativa visual, con el texto, el subtexto y los personajes, es prodigiosa. "Cada director es un narrador visual, pero lo que diferencia a Steven de los demás es que absorbe literalmente todo lo que está sucediendo a su alrededor", comenta la productora Kristie Macosko Krieger. "Todo el tiempo le permite a los departamentos dar lo mejor de sí mismos porque confía en ellos, así que existe una sensación de tranquilidad en el set porque cada persona del equipo de producción tiene la confianza de ejecutar muy bien su oficio".

El cinefotógrafo Janusz Kaminski, quien esperaba transmitir en pantalla desde un punto de vista visual la realidad de la Guerra Fría, necesitaba inventar maneras creativas de revivir la época, sin exagerar, ya que sabía que demasiadas imágenes se verían falsas. Spielberg explica, "No teníamos el presupuesto para poner pantalla azul y mostrar miles y miles de edificios de época digitales afuera de la ventana, así que hicimos que le agragaran escarcha a las ventanas. Entonces Janusz montó la iluminación, una sola fuente, una sola, afuera de la ventana, y le dio al primer encuentro entre Donovan y Abel una frialdad auténtica. Conforme se comienza a desarrollar la calidez entre ellos, o al menos la oportunidad de que una relación se comience a dar frente a nosotros (y entre ellos), podías interpretar la luz fría como una especie de pared entre ellos que poco a poco comenzará a descender a lo largo de la historia".

"Ver a Janusz trabajar es impresionante", comenta Macosko Krieger. "Ve cosas que ninguno de nosotros puede ver, y las ve en la luz y las ve desde donde está colocada la cámara, y todo parece ser tan instintivo para él".

Como productores, las contribuciones de Macosko Krieger y Marc Platt fueron muy considerables. Tom Hanks explica, "Kristie lo sabe todo al derecho y al revés, de arriba abajo. Conoce el guión mejor que yo y conoce el subtexto de cada discusión que jamás haya tenido con Steven. Kristie sabe que tenemos 82 billones de piezas laborales, y puede desmenuzar cada una de ellas. Sin importar lo que esté sucediendo con Kristie en ese preciso momento, puedes ir con ella y tener una conversación totalmente en forma acerca del tema a tratar. Te puede decir de manera exacta cuál es el estatus de cualquier cosa".

"Marc conoce el lugar que la película guarda en el Zeitgeist del cine", comenta Hanks. "Toma en cuenta la historia, la época y las decisiones de casting y las ve como una criatura unicelular. Muchas veces los productores tienen obligaciones con el director porque sin él su filme no se produciría. Pero me parece que Steven tiene obligaciones con Kristie y Marc porque, sin ellos, él no tendría la libertad de pensar en su trabajo sólo en términos cinematográficos".

"Steven es una figura muy paterna", comenta Mark Rylance. "No me percaté de cuán importante es para él su familia y cuánto tiempo le dedica, hasta que trabajamos juntos. No sé cómo encuentra el tiempo con todas las cosas que hace, pero es un auténtico hombre de familia y lo ha conservado, que es algo extraordinario para una persona tan ocupada".

Según Spielberg, algunos de los mejores momentos en sus filmes son accidentales, ya sea por accidentes en la interpretación o por algo que las audiencias interpretan como algo propio. "En otras ocasiones, son decisiones determinadas en las que cruzo los dedos con la esperanza de que la gente los descubra mientras vea la película", comenta. "Y eso es los más satisfactorio: cuando te propones algo y la gente entiende cuál era tu intención, y le están entendiendo y les está gustando lo que les estás dando. Esa es la mejor recompensa".

Un incidente en particular que sobresalió entre el reparto, sucedió cuando de manera involuntaria se rompen en el piso bombillas de los fotógrafos de prensa. Fue después de la lectura del veredicto de Abel en corte cuando los medios están rodeando a Donovan, a su esposa Mary y a Thomas Watters. Rylance explica, "A Steven se le ocurrió la idea de usar estas bombillas desechadas que están tiradas en el piso, como una manera de incrementar el drama cuando Mary, quien es abrumada por los medios, da un paso atrás y su tacón alto rompe una de las bombillas".

Amy Ryan añade, "A Steven se le ocurrió esta idea en un instante. Lo vi tirarse al piso a nivel de cámara, para que pudiera ver de manera exacta cómo se vería la toma con el crujir de las bombillas. Aprendemos muchas cosas de Mary debido a la manera en la que Steven rodó esta escena, yo incluida".

"Termina haciendo una observación con respecto al desperdicio", comenta Hanks. "Ni siquiera estaba en el guión, ni siquiera era una toma espléndida, pero ayudaba a incrementar la tensión del momento, y a Steven se le ocurren cosas como éstas porque esa es su forma de pensar".

"Steven piensa en términos cinematográficos", comenta Hanks. "Su habilidad para contar momentos importantes de la historia tan sólo con lo que hace con la cámara es la razón por la cual es Steven Spielberg. Lo ha hecho una y otra, y otra vez, y lo único que puedes hacer es sentarte y observar".

Además de ser un realizador con una capacidad asombrosa, Spielberg es alguien que se preocupa de verdad por sus actores y le tiene un profundo respeto a su oficio, por lo que busca de manera constante crear una historia en pantalla de la forma más fácil y natural posible. Hanks comenta, "Steven y yo tenemos un sistema de comunicación muy efectivo. Yo llegaba con una idea muy buena de cómo hacer cierta escena y Steven me decía, 'Suena maravilloso, porque lo que quiero hacer es correrla desde el principio, y si te vas a estar moviendo así, ahí es donde se va a fijar la mirada de la gente'".

Rylance estaba sorprendido con la cantidad de preparación involucrada en cada emplazamiento de "Puente de Espías", al compararla con un taller del Renacimiento. "Steven llega y lo ves absorber todo lo que está a su alrededor", comenta. "Está en control total de toda la película en general, así como de todo lo que está fuera del encuadre; los sets, los actores de fondo, todos los movimientos. Al verlo, no podía dejar de pensar en Leonardo da Vinci en su trabajo. Era como un pintor, pero trabajando con imágenes en movimiento".

Hanks añade, "Cuando te apareces en el set de Steven, ya ha sido construido, no sólo desde un punto de vista físico, sino también en algún lugar muy profundo de la mente de Steven. Tu trabajo es hacer exactamente lo que quiere que hagas, pero también espera que aportes todos estos detalles que espera que se te ocurran. Tiene el filme editado en su cabeza mucho antes de que incluso lleguemos al set. Cinco semanas antes, lee el guión miles y miles de veces, una y otra, y otra vez, para saber qué es lo que va a hacer, desde un punto de vista cinematográfico".

"Puente de Espías" fue una experiencia de aprendizaje tremenda para Ryan. "Steven es tan entusiasta con lo que hace que es contagioso", comenta. "Había ocasiones en las que me ponía a observarlo trabajar, y de repente sus ojos se agrandaban como platos, casi como si fuera este niño de doce años que todavía está haciendo películas en su jardín trasero".

Spielberg también le pone una gran atención a la narrativa. Mientras que unos directores están enfocados en los sentimientos de los actores o en la belleza de las imágenes, él está más preocupado por saber dónde está la imaginación de la audiencia. Macosko Krieger comenta, "Lo maravilloso de Steven es que le fascina estar en el set. En las mañanas cuando llegábamos a trabajar, yo le preguntaba, '¿Hay algo ahora que te gustaría estar haciendo en vez de esto?', y me respondía, 'No', y es verdad. Sabe que es muy afortunado de hacer lo que hace".

¿No deberíamos mostrarles a nuestros enemigos quiénes somos? -James Donovan

UN HOMBRE ORD I NAR I O COLOCADO EN C I RCUNSTANC I AS EXTRAORD I NAR I AS

En ocasiones la verdad es más extraña que la ficción, y con "Puente de Espías", la historia increíble de un hombre ordinario colocado en circunstancias extraordinarias, la hace más emocionante debido a que el personaje en el centro de la historia es una persona real.

Debido a su asociación con Rudolf Abel, James Donovan fue sujeto a una gran cantidad de escrutinio por parte de los medios y del público en general, y para Steven Spielberg una fuente fascinante de la historia es la noción de que la gente con frecuencia hace conclusiones apresuradas y juzga a la ligera, lo que le ayudó a determinar la mejor manera de abordar la historia. Explica, "Debemos encontrar al villano y al héroe en las historias de la vida real, y al señalar y asignar al villano de una manera tan rápida, de inmediato dejamos de ser conscientes, o incluso empáticos, de la persona a la que consideramos villana. Le damos toda nuestra empatía al héroe, y no le damos nada de crédito y aceptación al villano. Al hacerlo, nos volvemos injustos y toda nuestra tolerancia se va por la borda".

Spielberg continúa, "Una de las cosas que me encantó de esta historia es que todo aquel que piensas que debería ser del bando de los malos no necesariamente lo es, o no tienen intención de serlo. No es fácil apoyar a alguien que es un espía que atenta contra la seguridad nacional de nuestra nación… ¿cómo nos podría importar en lo más mínimo esta persona al final de esta experiencia? Pero en este caso termina por hacerlo, y eso es algo que hizo que quisiera involucrarme con este proyecto".

En la historia, la gente juzga a Rudolf Abel por quien piensan que es y por lo que creen que está haciendo, pero James Donovan ve algo diferente en él. Y Francis Gary Powers está siendo juzgado como alguien que se dejó atrapar por manos enemigas, pero Donovan lo ve como un piloto que hizo su mejor esfuerzo, que no reveló ningún secreto y que se mantuvo firme.

"Hay un momento maravilloso al final del filme cuando, en el metro, la gente que al principio juzgó de manera equivocada a Donovan lo está viendo con ojos nuevos, porque se dan cuenta de lo que ha logrado y que hicieron mal en haberlo juzgado a él y a su situación", comenta la productora Kristie Macosko Krieger. "Es un momento fantástico para su personaje".

Al navegar las aguas desconocidas de los altos riesgos que implica la intriga internacional, James Donovan estuvo a la altura con una humildad propicia para los actos heroicos que llevó a cabo, y, así, convertirse en un héroe civil olvidado, y, en el proceso, la inspiración para una historia y película con un poder y fuerza increíbles.

SJP_JB_D46_07399R.jpg

ACERCA DEL REPARTO

TOM HANKS (James Donovan) es un premiado actor, productor y director. Uno de sólo dos actores en la historia en ganar Premios de la Academia® consecutivos a Mejor Actor, obtuvo su primer Oscar® en 1994 por su conmovedora interpretación del abogado con SIDA Andrew Beckett en "Philadelphia" (Filadelfia), de Jonathan Demme. Al año siguiente, se llevó a casa su segundo Oscar por su inolvidable actuación en el papel que le da nombre al título en "Forrest Gump", de Robert Zemeckis. También ganó Globos de Oro® por ambos filmes, así como un Premio del Screen Actors Guild (SAG®) por el último.

Hanks también ha sido honrado con nominaciones al Premio de la Academia® por sus actuaciones en "Big" (Quisiera ser grande), de Penny Marshall, "Saving Private Ryan" (Salvando al soldado Ryan), de Steven Spielberg, y "Cast Away" (Náufrago), de Robert Zemeckis, además de haber ganado Globos de Oro® por "Big" y "Cast Away".

Hanks fue visto más recientemente como protagonista del filme nominado al Premio de la Academia® y Globo de Oro® "Captain Phillips" (Capitán Phillips), por el que también recibió nominaciones al SAG®, BAFTA y Globo de Oro, así como en "Saving Mr. Banks" (El sueño de Walt), con Emma Thompson, nombrada Película del Año por el AFI.

Sus otros créditos cinematográficos incluyen "Cloud Atlas", de Tom Tykwer, Andy Wachowski y Lana Wachowski; "Extremely Loud & Incredibly Close" (Tan fuerte y tan cerca), de Stephen Daldry; la aventura animada "The Polar Express" (El expreso polar), en la que también fungió como productor ejecutivo y que lo reunió con el director Robert Zemeckis; "The Ladykillers" (El quinteto de la muerte), de los hermanos Coen; "The Terminal" (La terminal) y "Catch Me If You Can" (Atrápame si puedes), ambas de Steven Spielberg; "Road to Perdition" (Camino a la perdición), de Sam Mendes; "The Green Mile" (Milagros inesperados), de Frank Darabont; "You've Got Mail" (Tienes un e-mail) y "Sleepless in Seattle" (Sintonía de amor), ambas de Nora Ephron; "A League of Their Own" (Un equipo muy especial), de Penny Marshall; "Apollo 13" (Apolo 13), "The Da Vinci Code" (El código Da Vinci), "Angels & Demons" (Ángeles y demonios) y "Splash", todas de Ron Howard; y los exitazos taquilleros por computadora "Toy Story", "Toy Story 2" y "Toy Story 3".

Entre sus filmes venideros se encuentra "A Hologram for the King", de Tom Tykwer. Hace poco, Hanks terminó la producción de "Inferno", de Ron Howard. Hanks se encuentra en la actualidad en la producción de "Sully", de Clint Eastwood.

El trabajo de Hanks en la pantalla grande se ha traducido en éxito a la pantalla chica. Después de "Apollo 13", fue productor ejecutivo y conductor de la aclamada miniserie "From the Earth to the Moon", para HBO, para la que también dirigió un segmento y escribió otros. Su trabajo en la miniserie le valió Premios Emmy®, Globo de Oro® y del Producers Guild (Sindicato de Productores), así como una nominación al Emmy a Mejor Director.

Su colaboración con Steven Spielberg en "Saving Private Ryan" los llevó a fungir como productores ejecutivos de la miniserie "Band of Brothers", basada en el libro de Stephen Ambrose, para HBO. Hanks también dirigió un segmento y escribió otro de la miniserie basada en hechos reales, que ganó Premios Emmy® y Globo de Oro® a Mejor Miniserie. De igual manera, Hanks obtuvo un Premio Emmy a Mejor Director y una nominación al Emmy a Mejor Guión, además de haber recibido otro Premio del Producers Guild por su trabajo en el proyecto.

En el 2008, Hanks fue productor ejecutivo de la aclamada miniserie "John Adams", protagonizada por Paul Giamatti, Laura Linney y Tom Wilkinson, para HBO. Obtuvo trece Premios Emmy®, incluyendo el Emmy a Miniserie Sobresaliente, así como un Globo de Oro® a Mejor Miniserie y un Premio PGA. Más recientemente, Hanks y Spielberg volvieron a hacer mancuerna para la premiada miniserie "The Pacific", también para HBO, y en la que Hanks volvió a fungir como productor ejecutivo. El programa de diez partes ganó ocho Premios Emmy, incluyendo una a Miniserie Sobresaliente, y le valió a Hanks su cuarto Premio PGA.

En el 2012, Hanks fue productor ejecutivo del drama político de HBO "Game Change", protagonizado por Julianne Moore y Ed Harris, que sigue a Sarah Palin como la compañera de candidatura de John McCain durante su campaña presidencial de 2008. La película obtuvo un Emmy® y Globo de Oro® a Mejor Miniserie/Telefilme, además de haber recibido otros premios y nominaciones. En el 2013, Hanks fue conductor, narrador y comentador histórico del telefilme de dos horas basado en el best-seller "Killing Lincoln", para National Geographic. Hanks y Playtone produjeron más recientemente la serie documental nominada al Emmy "The Sixties", para CNN, y la miniserie "Olive Kitteridge", basada en la novela ganadora del Premio Pulitzer de Elizabeth Strout, para HBO.

En 1996, Hanks hizo su exitoso debut cinematográfico como escritor y director de "That Thing You Do" (Eso que tú haces), que también protagonizó. Más recientemente, escribió, produjo, dirigió y protagonizó "Larry Crowne" (El amor llama dos veces), con Julia Roberts. Bajo sus auspicios y los de Playtone, compañía de Gary Goetzman, produjeron en el 2002 la exitosa comedia romántica "My Big Fat Greek Wedding" (Casarse está en griego), con la esposa de Hanks, Rita Wilson. Otros créditos como productor incluyen "Where the Wild Things Are" (Donde viven los monstruos), "The Polar Express", "The Ant Bully", "Charlie Wilson's War" (Juego de poder), "Mamma Mia!", "The Great Buck Howard" (El gran Buck Howard), "Starter for 10" y la serie de HBO "Big Love".

En el 2013, Hanks hizo su debut en Broadway en "Lucky Guy", de Nora Ephron. Su actuación le valió nominaciones a los Premios Drama Desk, Drama League, Outer Critics Circle y Tony®.

En el 2002, Hanks recibió el Premio a su Trayectoria por parte del American Film Institute. Más adelante, fue honrado por la Film Society of Lincoln Center con el Premio Chaplin, en el 2009. En el 2014, Hanks recibió una condecoración del Kennedy Center.

A lo largo de su sobresaliente carrera en la actuación, MARK RYLANCE (Rudolf Abel) ha impresionado tanto a las audiencias como a la crítica, y sus actuaciones le han valido tres Premios Tony®, dos Premios Olivier y un BAFTA. "Puente de Espías" representa su primera colaboración con el director Steven Spielberg, a la que con prontitud le siguió su segunda película dirigida por Spielberg, "The BFG", en la que interpreta el papel protagónico. "The BFG" será estrenada en el verano de 2016.

Rylance llamó la atención recientemente de las audiencias televisivas cuando la aclamada "Wolf Hall", dirigida por Peter Kosminsky, fue transmitida en múltiples países incluyendo los EE UU y el Reino Unido. Su interpretación de Thomas Cromwell le valió una nominación al Emmy® a Mejor Actor, en Serie Limitada o Película.

Rylance nació en Inglaterra en 1960 y emigró con su familia a los Estados Unidos en 1962. Vivió en Connecticut hasta 1969 antes de haberse mudado a Milwaukee, Wisconsin, donde vivió hasta que regresó a Londres en 1978. Estudió en la Royal Academy of Dramatic Art (1978-1980), bajo la tutela de Hugh Cruttwell. En 1980, Rylance obtuvo su primer trabajo en el teatro Glasgow Citizens, además de un año en el repertorio, un viaje al carnaval de Venecia con Goldoni y el carnet del sindicato de actores.

Además de múltiples papeles como actor protagónico, Rylance fue Director Artístico del teatro Globo de Shakespeare, en Londres, durante 10 años (1996-2006), y desempeñó un papel fundamental en la creación de su continuo éxito. A principios de este año, Rylance regresó al teatro Globe y al Sam Wanamaker Playhouse en el papel del rey Felipe V en "Farinelli and the King", escrita por Claire van Kampen; producción que se mudó al teatro Duke of York, en el West End de Londres. En el 2007, Rylance escribió su primera obra, "I Am Shakespeare", que se estrenó en el Festival Teatral de Chichester, bajo la dirección de Matthew Warchus y fue publicada en el 2012 por Nick Hern Books. Compañías adicionales en las que ha trabajado incluyen: el RSC; RNT; The Bush; The Tricycle; Shared Experience; TFANA (Nueva York); y para sus propias empresas, The London Theatre of Imagination (LTI) y Phoebus Cart. A lo largo de su carrera ha actuado en más de 50 producciones de Shakespeare y sus contemporáneos.

Papeles adicionales en el teatro incluyen: Ron en "Nice Fish", que Rylance coescribió con Louis Jenkins y codirigió con Claire van Kampen; Condesa Olivia en "Twelfth Night"; "Richard III"; y Johnny "Rooster" Byron en "Jerusalem". Otras actuaciones en el West End/Broadway son: Valere en "La Bête" y Robert en "Boeing-Boeing". Obtuvo Premios Tony® a Mejor Actor por "Twelfth Night", "Jerusalem" y "Boeing-Boeing"; Premios Olivier a Mejor Actor por "Jerusalem" y "Much Ado About Nothing"; y el Premio BAFTA a Mejor Actor por el telefilme "The Government Inspector".

Otros créditos en cine y televisión incluyen: "The Gunman" (En la mira), dirigida por Pierre Morel; "Days and Nights"(Festival Internacional de Cine de Palm Springs, 2014), dirigida por Christian Camargo y producida por Juliet Rylance;"Anonymous" (Anónimo); "The Other Boleyn Girl" (La otra reina); "The Grass Arena"; "Love Lies Bleeding"; "Intimacy" (Intimidad); "Angels and Insects"; "Nocturne"; y "Institute Benjamenta", de los hermanos Quay. También es la voz de Flop en la serie de televisión animada "Bing Bunny", para la BBC.

Rylance es embajador de Survival, el movimiento global por el derecho de las tribus; patrocinador de Peace Direct, una organización dedicada a la resolución pacífica de conflictos; magistrado honorario del Middle Temple Hall en Londres; y miembro del concejo del Shakespearean Authorship Trust.

SCOTT SHEPHERD (Hoffman) ha actuado con el Wooster Group por más de quince años en: "Cry, Trojans!" "Vieux Carré", "Hamlet", "Poor Theater", "To You, the Birdie!" "North Atlantic", y otras. También ha laborado de manera extensa con el Elevator Repair Service, más recientemente como narrador de "Gatz", una puesta en escena maratónica del texto íntegro de "The Great Gatsby", que se presentó en el Public Theater, en el West End de Londres, y en veintiún otras ciudades de todo el mundo.

Ha recibido dos Premios Obie, por "Gatz" y "Poor Theater". Otros créditos teatrales incluyen: "Blood Knot", dirigida por Athol Fugard, y "Straight White Men", dirigida porYoung Jean Lee.

Créditos cinematográficos incluyen: "Meanwhile", dirigida por Hal Hartley; "Side Effects", dirigida por Steven Soderbergh; y "And So It Goes", dirigida por Rob Reiner. Fue visto más recientemente en la producción fuera-de-Broadway de "The Village Bike", dirigida por Sam Gold y coprotagonizada por Greta Gerwig, para MCC.

AMY RYAN (Mary Donovan) tuvo un papel coprotagónico en la película ganadora del Oscar® "Birdman", de Alejandro González Iñárritu. Otros créditos recientes incluyen: "Breathe In", del escritor/director Drake Doremus, donde actuó al lado de Guy Pearce y Felicity Jones; "Clear History", dirigida por Greg Mottola para HBO, donde compartió créditos con Larry David y Jon Hamm; y "Devil's Knot", dirigida por Atom Egoyan, coprotagonizada por Colin Firth.

Créditos adicionales incluyen "Monster Trucks", un híbrido de acción en vivo/imágenes generadas por computadora, dirigido por Chris Wedge, que estelariza con Barry Pepper y Rob Lowe; "Goosebumps", coprotagonizada por Jack Black, dirigida por Rob Letterman y producida por Neal H. Moritz; "Louder Than Bombs", para el director Joachim Trier, donde actúa al lado de Jesse Eisenberg, Gabriel Byrne e Isabelle Huppert; y "Don Verdean", para el director Jared Hess, donde comparte créditos con Sam Rockwell, Will Forte y Danny McBride, y que se estrenó en el Festival de Cine de Sundance, en el 2015.

Por su aclamada actuación en "Gone Baby Gone" (Desapareció una noche), fue reconocida con nominaciones para el Premio de la Academia, el Globo de Oro y el Premio SAG® (Sindicato de Actores) a Mejor Actriz Secundaria. Además, obtuvo numerosos premios en la misma categoría, incluyendo aquellos de la National Board of Review, la Broadcast Film Critics Association, el New York Film Critics Circle (Círculo de Críticos de Cine de Nueva York) y la Los Angeles Film Critics Association (Asociación de Críticos de Cine de Los Ángeles). Sus otros créditos cinematográficos incluyen "Win Win" (Ganar ganar), "Green Zone" (La ciudad de las tormentas), "Jack Goes Boating", "Changeling" (El sustituto), "Before the Devil Knows You're Dead" (Antes de que el diablo sepa que has muerto), "Capote" (Ídem), "Dan in Real Life" (Dan en la vida real), "War of the Worlds" (La guerra de los mundos), "Keane", "You Can Count on Me" (Puedes contar conmigo) y "The Missing Person".

Ryan hizo su debut en Broadway en "The Sisters Rosensweig", original de Wendy Wasserstein. En el 2000, por su trabajo en la producción de "Uncle Vanya" (Tío Vanya), fue nominada al Premio Tony® a Mejor Actriz Principal en una Obra. En el 2005 interpretó a Stella en "A Streetcar Named Desire" (Un tranvía llamado deseo), que le valió su segunda nominación al Tony. También protagonizó "The Distance from Here", original de Neil LaBute, en el West End de Londres. En el 2013, protagonizó la aclamada obra "Detroit", original de Lisa D'Amour, dirigida por Anne Kauffman, en Playwrights Horizons.

Su trabajo en televisión incluye memorables interpretaciones como 'Holly Flax' en "The Office", 'Adele' en "In Treatment" y la oficial 'Beatrice Russell' en "The Wire".

En el 2007, SEBASTIAN KOCH (Wolfgang Vogel) protagonizó el filme ganador del Premio de la Academia® a Mejor Película Extranjera "The Lives of Others", dirigida por Florian Henckel von Donnersmarck. En el 2013, coprotagonizó con Bruce Willis "A Good Day to Die Hard" (Duro de matar: Un buen día para morir).

Koch nació en Karlsruhe, Alemania, y creció en Stuttgart. De 1982 a 1985, estudió en la Escuela Otto Falckenberg en Múnich y durante este periodo actuó en el Teatro der Jugend (Teatro de la juventud). Comenzó su carrera profesional en escenarios de teatros municipales en Ulm y Darmstadt, y comenzó a trabajar en Berlín en la década de los '90, donde apareció en "The Robbers", de Schiller, "Iphigenie auf Tauris", de Goethe, y "Dirty Dishes", de Nick Whitby.

Koch ha protagonizado múltiples producciones televisivas alemanas, incluyendo "Todesspiel", "Dance with the Devil: The Kidnapping of Richard Oetker", "The Manns: A Novel of the Century" y "Stauffenberg".

Entre sus créditos cinematográficos se encuentran "Gloomy Sunday", "The Tunnel", "Napoleon", "Black Book", "The Shell Seekers", "Sea Wolf", "Albatross", "October-November", y muchas otras.

ALAN ALDA (Thomas Watters) ha recibido reconocimiento internacional como actor, escritor y director. Además de "The Aviator" (El aviador), por la que fue nominado a un Premio de la Academia®, los filmes de Alda incluyen "Crimes and Misdemeanors" (Crímenes y pecados), "Everyone Says I Love You" (Todos dicen te quiero), "Flirting With Disaster", "Manhattan Murder Mystery" (Un asesinato en Manhattan), "And The Band Played On" (Contacto peligroso), "Same Time, Next Year" y "California Suite", así como "The Seduction of Joe Tynan", que escribió, y "The Four Seasons", "Sweet Liberty" (Las locuras de Hollywood), "A New Life" (Empezando de nuevo) y "Betsy's Wedding" (La boda de Betsy), todas ellas escritas y dirigidas por él.

En el 2011-2012 sus apariciones en cine incluyeron "Tower Heist" (Robo en las alturas) y "Wanderlust" (Locura en el paraíso). A principios de este año coprotagonizó "The Longest Ride" (El viaje más largo), basada en la novela de Nicholas Sparks.

Alda tiene la distinción de haber sido nominado para un Oscar®, un Tony®, y un Emmy® -además de haber publicado un best-seller-, todo en el mismo año. Su nominación al Emmy fue por su papel en "The West Wing". Su nominación al Tony ese año fue por su papel en el reestreno de Broadway de "Glengarry Glen Ross", original de David Mamet. Además de haber recibido una nominación al Premio de la Academia por su aparición en "The Aviator", de Martin Scorsese, también fue nominado para un Premio de la Academia Británica. En total, ha recibido siete Premios Emmy.

Alda interpretó a Hawkeye Pierce en la clásica serie de televisión "M*A*S*H", para la que escribió y dirigió muchos de los episodios. Sus 34 nominaciones al Emmy incluyen las siguientes actuaciones: en el 2009 por "30 Rock"; en el 2006 por "The West Wing", por la que ganó su sexto Emmy; y en 1999 por "E.R.". Así como en el 2014, por interpretar al malvado Alan Fitch en "The Blacklist".

En 1994, Alda fue inducido al Salón de la Fama de la Televisión. Durante once años, fue conductor de la premiada serie "Scientific American Frontiers", para PBS, donde entrevistó a científicos prominentes de todo el mundo. También condujo la serie "The Human Spark", para PBS, y la miniserie "Brains on Trial".

Otras actuaciones en televisión incluyen las películas "The Glass House", original de Truman Capote, y "Kill Me If You Can", por la que recibió una nominación al Emmy por su interpretación de Caryl Chessman, un recluso que pasó trece años en el corredor de la muerte.

En Broadway, apareció en el 2014 en el reestreno de "Love Letters" e interpretó al doctor Richard Feynman en la obra "QED". Protagonizó la primera producción estadounidense de la exitosa obra internacional "Art". Además de su nominación por "Glengarry", también fue nominado para el Premio Tony® por sus actuaciones en "Jake's Women", original de Neil Simon, y en el musical "The Apple Tree". Otras apariciones en Broadway incluyen "The Owl and the Pussycat", "Purlie Victorious" y "Fair Game for Lovers", por la que recibió un Premio Theatre World.

En el 2006, la National Science Board (Concejo Nacional de Ciencias) le otorgó el Premio Public Service por sus esfuerzos en haber ayudado a que el público ampliara su entendimiento de la ciencia. Desde el 2008, ha trabajado con el físico Brian Greene en la presentación del festival anual World Science en la ciudad de Nueva York, al que asisten más de un millón de personas. Ayudó a fundar el Alan Alda Center for Communicating Science en la Universidad de Stony Brook.

Su primer libro de memorias "Never Have Your Dog Stuffed, and Other Things I've Learned" se convirtió en un best-seller del New York Times, así como su segundo: "Things I Overheard While Talking to Myself".

AUSTIN STOWELL (Francis Gary Powers) está llamando la atención de Hollywood como una de las estrellas más prometedoras y en continuo ascenso de la industria. Después de un papel secundario en la película ganadora del Premio de la Academia "Whiplash" (Whiplash: Música y obsesión), en el 2014, puede ser visto en la actualidad como coprotagonista del drama televisivo "Public Morals", cuyo director es Edward Burns y productor ejecutivo Steven Spielberg, para TNT.

Sus filmes venideros incluyen el thriller de acción "Stratton", al lado de Dominic Cooper, e "Indubious Battle", junto a Robert Duvall y Vincent D'Onofrio, para el director James Franco. Fue visto previamente en "Behind the Candelabra", de Steven Soderbergh, al lado de Michael Douglas y Matt Damon.

Al haber crecido en Connecticut, Stowell fue un atleta competitivo. Después de que una lesión deportiva lo marginó, aceptó actuar en una producción de teatro local y fue ahí que descubrió su pasión por la actuación. Recibió una beca completa en el Departamento de Artes Dramáticas de la Universidad de Connecticut. Poco tiempo después de graduarse, Stowell se mudó a Los Ángeles para ir tras una carrera como actor profesional, y donde vive en la actualidad.

MIKHAIL GOREVOY (Ivan Schischkin) es mejor conocido entre las audiencias internacionales por su papel como Vladimir Popov en la película de James Bond "Die Another Day" (Otro día para morir).

Estudió teatro y actuación en la Art Academy of Theatre, en Moscú, y comenzó su carrera profesional en el Sovremennik 2 Studio Theatre, de Mikhail Yefremov, y en el Mayakovsky Academic Theatre, de Moscú.

Gorevoy ha aparecido en una serie de programas de televisión y filmes en Rusia, incluyendo el drama documental "Space Race" para el Channel 1, de la BBC, en el 2006, la serie de televisión italiana "Two Families", en el 2007, y la serie "Nuclear Secrets", para la BBC.

Un respetado maestro, Gorevoy impartió el sistema Stanislavsky de actuación en los Estados Unidos durante tres años, y en 1996 fundó el Fabrica Theater. En la actualidad, imparte clases de actuación en la Universidad Estatal de Cinematografía (VGIK, por sus siglas en ruso), en Rusia.

Los créditos cinematográficos de WILL ROGERS (Frederic Pryor) incluyen "A Good Marriage" (Stephen King; dirigida por Peter Askin); "The Bay" (Terror en la bahía) (dirigida por Barry Levinson); "Nancy, Please" (debut en el Festival de Cine de Tribeca); "Happy New Year" y "Certainty". En televisión, Rogers ha aparecido como actor invitado en "Blue Bloods", "Unforgettable", "Law & Order: SVU", "Gossip Girl" y "Law & Order: Criminal Intent".

En escena, Rogers ha protagonizado "The Mound Builders" (Signature Theatre; dirigida por Jo Bonney); "Golden Age" (MTC; dirigida por Walter Bobbie); "As You Like It" (Shakespeare in the Park; dirigida por Dan Sullivan); "The Submission" (MCC Theater); "Unnatural Acts" (Classic Stage Company); "From Up Here" (MTC) y "Columbinus" (NYTW).

ACERCA DE LOS REALIZADORES

STEVEN SPIELBERG (Director/Productor), uno de los realizadores más exitosos e influyentes de la industria, es un socio principal en DreamWorks Studios. Fundada en el 2009, Spielberg y Stacey Snider encabezan la compañía cinematográfica en asociación con The Reliance Anil Dhirubhai Ambani Group.

Spielberg es también, de manera colectiva, el director que más dinero ha recabado en taquilla de todos los tiempos, al haber dirigido éxitos taquilleros tales como "Jaws" (Tiburón), "E.T. The Extra-Terrestrial" (E.T. El Extraterrestre), la franquicia de "Indiana Jones" y "Jurassic Park" (Parque Jurásico). Entre sus incontables honores, ha sido ganador del Premio de la Academia® en tres ocasiones.

Spielberg se llevó sus dos primeros Oscares® a casa a Mejor Director y Mejor Película por "Schindler's List" (La Lista de Schindler), que recibió un total de siete Oscares, y que fue aclamada por todo el mundo. En 1993 el filme también fue nombrado Mejor Película por muchas de las principales organizaciones de críticos, además de haber ganado siete Premios BAFTA y tres Globos de Oro, en ambas recibiendo el Premio a Mejor Película y Mejor Director. Spielberg también ganó el Premio del Directors Guild of America (DGA) (Sindicato de Directores de los Estados Unidos) por su trabajo en el filme.

Spielberg obtuvo su tercer Premio de la Academia® a Mejor Director por el drama de la Segunda Guerra Mundial "Saving Private Ryan" (Salvando al Soldado Ryan), que fue la película que más dinero recabó (en los Estados Unidos) en el 2008. También fue uno de los filmes más galardonados del año, obteniendo cuatro Oscares® adicionales, así como dos Globos de Oro, a Mejor Película-Drama y Mejor Director, y numerosos premios de grupos de críticos en las mismas categorías. Spielberg también ganó otro Premio DGA y compartió un Premio del Producers Guild of America (PGA) (Sindicato de Productores de los Estados Unidos) con los otros productores del filme. Ese mismo año, la PGA también le otorgó a Spielberg el prestigioso Premio Milestone por su histórica contribución a la industria cinematográfica.

También ha recibido nominaciones al Premio de la Academiaâ a Mejor Director por "Munich", "E.T. The Extra-Terrestrial", "Raiders of the Lost Ark", "Close Encounters of the Third Kind" (Encuentros Cercanos del Tercer Tipo) y "Lincoln". Además, obtuvo nominaciones al Premio DGA por esos filmes, así como por "Jaws", "The Color Purple" (El Color Púrpura), "Empire of the Sun" (El Imperio del Sol) y "Amistad". Con once hasta la fecha, Spielberg ha sido honrado por sus colegas con el hecho de tener más nominaciones al Premio DGA que cualquier otro director. En el 2000 el DGA le otorgó el Premio Lifetime Achievement. También recibió el Premio Irving G. Thalberg de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas, el Premio Cecil B. DeMille, de la Prensa Extranjera de Hollywood, y un reconocimiento del Kennedy Center, así como numerosos tributos a su carrera.

En el 2012, Spielberg dirigió al ganador del Premio de la Academia® Daniel Day-Lewis en "Lincoln", basada en parte en el libro "Team of Rivals", de Doris Kearns Goodwin, con un guión de Tony Kushner. El filme de DreamWorks Pictures/20th Century Fox, en asociación con Participant Media, recibió doce nominaciones al Premio de la Academia y recabó $275 millones de dólares en la taquilla mundial. El filme ganó dos Oscares®, incluyendo el tercer Oscar a Mejor Actor para Daniel Day Lewis, quien interpretó al icónico decimosexto presidente, así como el de Mejor Diseño de Producción.

Antes de "Lincoln", Spielberg dirigió la película animada en 3D "The Adventures of Tintin" (Las Aventuras de Tintín), ganadora del Globo de Oro® a Mejor Película Animada. También dirigió "War Horse" (Caballo de Guerra), basada en la premiada novela que ha sido adaptada ante un rotundo éxito en escenarios de Londres y Nueva York, obteniendo el Premio Tony® a Mejor Drama en Broadway. "War Horse" fue nominada para seis Premios de la Academia®, incluyendo Mejor Película. En el 2011, produjo el exitazo taquillero "Super 8" (Súper 8), dirigida por J.J. Abrams, y fue productor ejecutivo de la tercera película de "Transformers", dirigida por Michael Bay, que ha recabado más de un billón de dólares en la taquilla mundial.

La carrera de Spielberg comenzó con el cortometraje "Amblin", en 1968, que lo llevó a convertirse en el director más joven en haber firmado un contrato a largo plazo con un estudio. Dirigió episodios en programas de televisión tales como "Night Gallery", "Marcus Welby, M.D" y "Columbo", y obtuvo especial atención por su telefilme "Duel" (Reto a Muerte), en 1971. Tres años después, hizo su debut como director de cine con "The Sugarland Express", a partir de un guión que coescribió. Su siguiente película fue "Jaws", que fue la primera película en la historia del cine en haber superado la marca de $100 millones de dólares en taquilla.

En 1984, Spielberg fundó su propia compañía de producción, Amblin Entertainment. Bajo los auspicios de Amblin, fungió como productor o productor ejecutivo en éxitos tales como "Gremlins" (Ídem), "The Goonies" (Los Goonies), "Back to the Future I, II and III" (Volver al Futuro 1, 2 y 3), "Who Framed Roger Rabbit?" (¿Quién Engañó a Roger Rabbit?), "An American Tail" (Un Cuento Americano), "Twister" (Tornado), "The Mask of Zorro" (La Máscara del Zorro) y las películas de "Men in Black" (Hombres de Negro). En 1994, Spielberg se asoció con Jeffrey Katzenberg y David Geffen para fundar DreamWorks Studios. El estudio ha disfrutado tanto de éxito entre la crítica como comercial, incluyendo tres triunfos consecutivos del Premio de la Academia® en la categoría de Mejor Película: "American Beauty" (Belleza Americana), "Gladiator" (Gladiador) y "A Beautiful Mind" (Una Mente Brillante). En su historia, DreamWorks también ha producido o coproducido una amplia variedad de largometrajes, incluyendo las películas taquilleras de "Transformers"; los dramas de la Segunda Guerra Mundial de Clint Eastwood "Flags of Our Fathers" (La Conquista del Honor) y "Letters from Iwo Jima" (Cartas desde Iwo Jima), esta última obteniendo una nominación al Oscar® a Mejor Película; "Meet the Parents" (La Familia de mi Novia) y "Meet the Fockers" (Los Fockers); y "The Ring" (El Aro), por mencionar unas cuantas. Bajo los auspicios de DreamWorks, Spielberg también dirigió películas tales como "War of the Worlds" (La Guerra de los Mundos), "Minority Report" (Sentencia Previa), "Catch Me If You Can" (Atrápame si Puedes) y "A.I. Artificial Intelligence" (Inteligencia Artificial).

Spielberg no sólo ha limitado su éxito a la pantalla grande. Fue productor ejecutivo del perdurable drama ganador del Emmy® "ER", producido por su compañía Amblin Entertainment y por Warner Bros. Television, para NBC. En el 2001, inmediatamente después de su experiencia en "Saving Private Ryan", él y Tom Hanks hicieron mancuerna para fungir como productores ejecutivos de la miniserie "Band of Brothers", para HBO, basada en el libro de Stephen Ambrose, acerca de una unidad del ejército de los Estados Unidos en Europa durante la Segunda Guerra Mundial. Entre sus múltiples galardones, el proyecto ganó tanto el Emmy® como el Globo de Oro a Miniserie Sobresaliente. En el 2010, él y Hanks se reunieron para fungir como productores ejecutivos de la aclamada miniserie "The Pacific", para HBO. En esta ocasión la serie se centró en los marinos que participaron en la lucha contra Japón en la Segunda Guerra Mundial. "The Pacific" ganó ocho Premios Emmy, incluyendo Miniserie Sobresaliente.

Entre los programas en los que Spielberg también fungió como productor ejecutivo están la miniserie ganadora del Emmy® "Taken" para SciFi Channel, la miniserie "Into the West" para TNT, la serie "The United States of Tara" para Showtime, y "Smash" para NBC. En la actualidad, es productor ejecutivo de: "Falling Skies" para TNT; "Under the Dome" y "Extant" para CBS; "The Americans", para FX, que obtuvo un Premio Peabody; y su programa más reciente "Public Morals" para TNT.

Además de su trabajo como realizador, Spielberg también ha dedicado su tiempo y recursos para muchas causas filantrópicas. Estableció la Fundación Righteous Persons con todas las ganancias de "Schindler's List". También instituyó la Fundación Survivors of the Shoah Visual History (Historia Visual de los Sobrevivientes de Shoah), que, en el 2006, se convirtió en la USC Shoah Foundation Institute for Visual History and Education (Instituto USC de la Fundación Shoah para la Historia Visual y la Educación). El instituto ha grabado más de 52,000 entrevistas con sobrevivientes y otros testigos del Holocausto y demás genocidios, y está dedicado a hacer de los testimonios una voz persuasiva para la educación y la acción. Además, Spielberg es Presidente Emérito de la Fundación Starlight Children.

MATT CHARMAN (Guionista) es un premiado dramaturgo británico cuyas producciones incluyen tres premieres mundiales en el prestigioso National Theatre, de Londres. Recientemente, escribió el guión de "Suite Française", protagonizado por Michelle Williams, Kristin Scott Thomas y Margot Robbie.

Los proyectos actuales de Charman incluyen: una adaptación cinematográfica de su obra "The Machine", para Film Nation, que presentó en el 2013; un thriller de un robo bancario, aún sin título, a ser dirigido por Matt Reeves; "Opposite Number", un thriller político de 10 partes para la televisión británica y estadounidense; y "Patriot's Day", dirigida por Peter Berg, con Mark Wahlberg vinculado como protagonista. Sus créditos en la televisión del Reino Unido incluyen: "Our Zoo", para la BBC, y la miniserie "Black Work", protagonizada por Sheridan Smith, para ITV.

ETHAN COEN (Guionista) dirigió, produjo y escribió "Inside Llewyn Davis" (Balada de un hombre común) con su hermano Joel. En el 2013, el filme obtuvo el Gran Premio en el Festival Internacional de Cine de Cannes. En el 2014, él y Joel escribieron el guión de "Unbroken" (Inquebrantable), dirigida por Angelina Jolie. Ethan ha producido y coescrito filmes aclamados, tales como "Miller's Crossing" (De paseo a la muerte); "Barton Fink", que obtuvo la Palma de Oro (Mejor Película), y los Premios a Mejor Director y Mejor Actor (John Turturro) en el Festival Internacional de Cine de Cannes, en 1991; y "O Brother, Where Art Thou?" (¿Dónde estás hermano?), que fue nominada para dos Premios de la Academia®, cuatro Premios BAFTA, y dos Globos de Oro® (ganando uno).

Uno de los filmes más premiados de 1996, "Fargo" (Fargo, secuestro voluntario), que produjo y coescribió, recibió siete nominaciones al Premio de la Academia® y obtuvo dos, incluyendo Mejor Guión Original para Ethan y su hermano Joel. Entre los otros filmes que ha coescrito y producido se encuentran "Blood Simple" (Simplemente sangre), "Raising Arizona" (Educando a Arizona), "The Hudsucker Proxy", "The Big Lebowski" (El gran Lebowski), "The Man Who Wasn't There" (El hombre que nunca estuvo) y "Intolerable Cruelty" (El amor cuesta caro). En el 2004, codirigió y coescribió la comedia "The Ladykillers" (Quinteto de la muerte) con Joel.

En el 2007, la adaptación de Ethan y Joel Coen de la novela de Cormac McCarthy "No Country for Old Men" (Sin lugar para los débiles), les valió premios del Directors Guild of America y de los BAFTA, así como un Premio de la Academia® y Globo de Oro® a Mejor Guión Adaptado; Mejor Película, Mejor Director y Mejor Guión del New York Film Critics' Circle (Círculo de Críticos de Cine de Nueva York); y Mejor Película y Mejor Guión Adaptado en los Oscares® y de la National Board of Review. El reparto del filme recibió el premio a Mejor Actuación de un Reparto en una Película por parte del Screen Actors Guild®, y Javier Bardem ganó el Premio del Screen Actors Guild y el Premio de la Academia a Mejor Actor Secundario, entre otros reconocimientos.

El filme "Burn After Reading" (Quémese después de leerse), de Ethan y Joel Coen, fue nominado para un Premio BAFTA y para el Premio WGA a Mejor Guión Original, y su filme "A Serious Man" (Un hombre serio) recibió nominaciones al Premio de la Academia® a Mejor Película y Mejor Guión Original, y también fue nominado para el Premio BAFTA y el Premio WGA a Mejor Guión Original.

Ethan y Joel Coen terminaron recientemente la producción de "Hail Caesar!", protagonizada por George Clooney, Channing Tatum y Scarlett Johansson. "True Grit" (Temple de acero), que fue estrenada en el 2010, recibió diez nominaciones al Premio de la Academia®, incluyendo Mejor Película, Mejor Director, Mejor Guión Adaptado, Mejor Actor (Jeff Bridges) y Mejor Actriz Secundaria (Hailee Steinfeld).

"Almost an Evening", que comprende tres obras cortas de Ethan, fue montada en el 2008 fuera-de-Broadway por Neil Pepe en el foro 2 del Atlantic Theater Company, y después en el teatro Bleecker Street. En el 2009, el mismo director y compañía montaron sus tres nuevas obras cortas bajo el título "Offices".

En el 2011, la obra de un acto de Ethan, "Talking Cure", junto con obras de un acto de Elaine May y Woody Allen bajo el título colectivo de "Relatively Speaking", fue montada en Broadway por John Turturro.

La película más reciente de JOEL COEN (Guionista), "Inside Llewyn Davis", que dirigió, produjo y escribió con su hermano Ethan, obtuvo el Gran Premio en el Festival Internacional de Cine de Cannes, en el 2013. En el 2014, él y Ethan escribieron el guión de "Unbroken", dirigida por Angelina Jolie. En el 2001, Joel fue honrado en el Festival Internacional de Cine de Cannes como Mejor Director por "The Man Who Wasn't There", y en 1991 como Mejor Director por "Barton Fink". En 1996, fue reconocido como Mejor Director por la National Board of Review y en los Premios BAFTA por "Fargo" y también ganó el Premio de la Academia® a Mejor Guión Original por "Fargo", que coescribió con su hermano Ethan. El guión de "O Brother, Where Art Thou?", también coescrito con Ethan, fue nominado para un Premio BAFTA y para el Premio de la Academia a Mejor Guión Adaptado. Otros filmes que ha escrito y coescrito son "Intolerable Cruelty", "The Big Lebowski", "The Hudsucker Proxy", "Miller's Crossing", "Raising Arizona" y "Blood Simple". En el 2004, codirigió y coescribió la comedia "The Ladykillers" con Ethan.

En el 2007, la adaptación de Joel y Ethan Coen de la novela de Cormac McCarthy "No Country for Old Men", les valió el reconocimiento a Mejor Director en los Premios del Directors Guild of America y en los BAFTA; el Globo de Oro® a Mejor Guión Adaptado; Mejor Película, Mejor Director y Mejor Guión del New York Film Critics' Circle (Círculo de Críticos de Cine de Nueva York); y Mejor Película y Mejor Guión Adaptado en los Oscares® y de la National Board of Review. El reparto del filme recibió el premio a Mejor Actuación de un Reparto en una Película por parte del Screen Actors Guild®, y Javier Bardem ganó el Premio del Screen Actors Guild y el Premio de la Academia a Mejor Actor Secundario, entre otros reconocimientos.

El filme "Burn After Reading", de Joel y Ethan Coen, fue nominado para un Premio BAFTA y para el Premio WGA a Mejor Guión Original, y su filme "A Serious Man" recibió nominaciones al Premio de la Academia® a Mejor Película y Mejor Guión Original, además de haber sido nominado para el Premio BAFTA y el Premio WGA a Mejor Guión Original.

Joel y Ethan Coen terminaron recientemente la producción de "Hail Caesar!", protagonizada por George Clooney, Channing Tatum y Scarlett Johansson. "True Grit", que fue estrenada en el 2010, recibió diez nominaciones al Premio de la Academia®, incluyendo Mejor Película, Mejor Director, Mejor Guión Adaptado, Mejor Actor (Jeff Bridges) y Mejor Actriz Secundaria (Hailee Steinfeld).

MARC PLATT (Productor) se encuentra entre los pocos productores que han abarcado con gran éxito los mundos del teatro, el cine y la televisión. Sus proyectos han recabado de manera combinada once nominaciones al Oscar®, 18 nominaciones al Premio Tony®, 16 nominaciones al Globo de Oro® y 19 nominaciones al Emmy®.

Entre los filmes de Platt se encuentran: el reciente éxito internacional "Into the Woods" (En el bosque), protagonizada por Meryl Streep y Johnny Depp, dirigida por Rob Marshall; "Drive", con Ryan Gosling, que obtuvo el premio a Mejor Director en el Festival Internacional de Cine de Cannes en el 2011; "Ricki and the Flash", protagonizada por Meryl Streep, dirigida por Jonathan Demme; los exitazos "Legally Blonde"(Legalmente rubia) y su secuela, con Reese Witherspoon en el papel protagónico; "Scott Pilgrim vs. the World" (Scott Pilgrim contra los ex de la chica de sus sueños), dirigida por Edgar Wright; la aclamada "Rachel Getting Married" (El casamiento de Raquel), dirigida por el director ganador del Oscar® Jonathan Demme y protagonizada por Anne Hathaway; el éxito veraniego del 2008 "Wanted" (Se busca), con Angelina Jolie, James McAvoy, y Morgan Freeman; "Lost River", debut como escritor/director de Ryan Gosling, protagonizada por Christina Hendricks; el musical "Nine" (Nine: Una vida de pasión), dirigido por Rob Marshall, con Daniel Day-Lewis, Judi Dench, Nicole Kidman, Marion Cotillard, Penélope Cruz, Sophia Loren, Kate Hudson y Fergie; "2 Guns" (Armados y peligrosos),protagonizada por Denzel Washington y Mark Wahlberg; "Cop Out" (Dos inútiles en patrulla), conBruce Willis y Tracy Morgan; "Winter's Tale" (Un cuento de invierno), con Colin Farrell y Russell Crowe; "Charlie St. Cloud", protagonizada por Zac Efron; "Song One", con Anne Hathaway; "The Other Woman" (Un amor equivocado), protagonizada por Natalie Portman; "Honey"; "Josie and the Pussycats" (Josie y las Gatimelódicas);y "The Perfect Man". Las películas venideras de Platt incluyen: "La La Land", protagonizada por Ryan Gosling y Emma Stone, dirigida por Damien Chazelle; y "The Girl on the Train", dirigida por Tate Taylor, basada en el best-seller.

En teatro, Platt es productor del exitazo de Broadway "Wicked", que fue nombrado recientemente por The New York Times como "el musical decisivo de la década". "Wicked" se aproxima a su 12º aniversario en Broadway y en estos momentos tres compañías se están presentando en el mundo, incluyendo Broadway, Londres y una gira por Norteamérica. En años recientes, "Wicked"también ha contado con producciones en Corea, Japón, Alemania, Holanda, Australia y la ciudad de México. Platt también produjo el reciente musical de Broadway "If/Then", protagonizado por Idina Menzel, que comienza su gira nacional este otoño. Además, produjo "Three Days of Rain",protagonizada por Julia Roberts, Paul Rudd y Bradley Cooper; el ballet "Edward Scissorhands",de Matthew Bourne, por el que obtuvo su Segundo Premio Drama Desk; y el reestreno reciente de "Pal Joey", protagonizada por Stockard Channing.

En televisión, ganó el Globo de Oro® a Mejor Miniserie por "Empire Falls" (HBO), protagonizada por Paul Newman, Joanne Woodward, Ed Harris, Helen Hunt y Philip Seymour Hoffman. Platt también fue productor ejecutivo de "Once Upon a Mattress", con Carol Burnett y Tracey Ullman (ABC); de la miniserie ganadora del Premio Emmy® "The Path to 9/11" (ABC); y de la exitosa serie "Taking the Stage", para MTV.

Antes de haber fundado su compañía de producción, Platt fungió como presidente de producción en tres estudios de cine (Orion, TriStar and Universal). Platt es miembro de la Academy of Motion Picture Arts & Sciences (Academia de las Artes y Ciencias Cinematográficas), de la Academy of Television Arts & Sciences (Academia de Artes y Ciencias de la Televisión) y de The Broadway League.

KRISTIE MACOSKO KRIEGER (Producer) es una antigua socia de Steven Spielberg en DreamWorks Studios. A lo largo de su periodo laboral con la compañía, ha trabajado de cerca con Spielberg en una serie de títulos, bajo diferentes puestos.

En la actualidad, Krieger es productora ejecutiva de "The BFG". Escrita por Melissa Mathison, basada en el reconocido libro infantil de Roald Dahl, y dirigida por Spielberg, es la historia de una niña huérfana que se une a un gigante amistoso en una gran aventura por un país gigante.

Previamente, Krieger fungió como coproductora de "Lincoln", basada en parte en el libro "Team of Rivals" de Doris Kearns Goodwin, dirigida por Steven Spielberg a partir de un guión de Tony Kushner, que fue protagonizada por Daniel Day-Lewis, Sally Field y Tommy Lee Jones. El filme de DreamWorks Pictures/20th Century Fox, en asociación con Participant Media, recibió doce nominaciones al Premio de la Academia®, ganando dos a Mejor Actor y Mejor Diseño de Producción, y recabó $275 millones de dólares en la taquilla mundial. Como productor asociada sus créditos incluyen: "War Horse", basada en la premiada novela de Michael Morpurgo, que fue dirigida por Spielberg y nominada para seis Premios de la Academia, incluyendo Mejor Película; e "Indiana Jones and the Kingdom of the Crystal Skull", también dirigida por Spielberg, protagonizada por Harrison Ford, Cate Blanchett y Shia LaBeouf, y que recabó más de $700 millones de dólares a escala mundial.

Después, Krieger producirá "Ready Player One", basada en la novela de Ernest Cline, a ser dirigida por Spielberg. Situada en un mundo distópico en el 2044, es la historia de la misión de un adolescente por solucionar rompecabezas enterrados en un mundo virtual llamado Oasis. Krieger también trajo a DreamWorks el encantador y divertido best-seller del New York Times "Popular: Vintage Wisdom for a Modern Geek", que producirá para la compañía.

Krieger comenzó su carrera con la Fundación USC Shoah, donde fungió como jefa de publicidad mundial, antes de haber formado parte de DreamWorks en 1997. Tiene un título de UC Davis.

ADAM SOMNER (Productor Ejecutivo) coprodujo "Lincoln", de Steven Spielberg. Fungió como productor ejecutivo de los recientes filmes "Inherent Vice" (Vicio propio) y "The Master" (El maestro), ambos de Paul Thomas Anderson.

Somner fue productor asociado de "The Adventures of Tintin", de Spielberg, y coproductor de "War Horse". También coprodujo "The Wolf of Wall Street" (El lobo de Wall Street), de Martin Scorsese, y "Exodus: Gods and Kings" (Éxodo: Dioses y Reyes), de Ridley Scott.

Entre sus múltiples créditos como asistente de director se encuentran "Indiana Jones and the Kingdom of the Crystal Skull", "There Will Be Blood" (Petróleo sangriento), "Kingdom of Heaven" (Cruzada), "Munich", "War of the Worlds", "Seabiscuit", "The League of Extraordinary Gentlemen" (La liga extraordinaria) y muchos otros filmes.

DANIEL LUPI (Productor Ejecutivo) produjo más recientemente "Inherent Vice", de Paul Thomas Anderson, protagonizada por Joaquin Phoenix. En el 2013, fue productor ejecutivo de la aclamada película ganadora del Oscar® "Her" (Ella), de Spike Jonze, también con Phoenix en el papel protagónico.

En el 2012, Lupi fue productor ejecutivo del drama biográfico nominado al Oscar® y al BAFTA "Lincoln", de Steven Spielberg, después de haber trabajado previamente con él en "Catch Me If You Can". Lupi también colaboró con Paul Thomas Anderson en el aclamado drama "The Master", protagonizado por Philip Seymour Hoffman y Joaquin Phoenix; "There Will Be Blood", que recibió una nominación al Oscar a Mejor Película; "Punch-Drunk Love" (Embriagado de amor); "Magnolia"; "Boogie Nights" (Juegos de placer); y "Hard Eight".

JEFF SKOLL (Productor Ejecutivo) es un filántropo y empresario social, que trabaja para darle vida a la visión que tiene de crear un mundo sustentable con paz y prosperidad. Como el primer empleado de tiempo completo y presidente de eBay, Jeff desarrolló el plan de negocios inaugural de la compañía y ayudó a liderar su primera oferta pública con éxito, así como a la creación de la Fundación eBay.

A lo largo de los últimos quince años, ha creado una cartera innovadora de iniciativas filantrópicas y comerciales, cada una siendo un catalizador social distintivo. Juntas, estas organizaciones incitan la voluntad pública y movilizan recursos fundamentales para acelerar el impacto social a gran escala. Su propuesta es única: impulsar el impacto social al invertir en una serie de esfuerzos que integren historias e información poderosas con un enfoque empresarial.

El Jeff Skoll Group apoya a sus organizaciones, que incluyen la Skoll Foundation, el Capricorn Investment Group, Participant Media y el Skoll Global Threats Fund. En 1999, instituyó la Fundación Skoll para ir en búsqueda de un mundo más pacífico, próspero y sustentable. La fundación impulsa el cambio a gran escala al invertir, conectar y homenajear a emprendedores sociales y a los innovadores que los ayudan a resolver los problemas más apremiantes del mundo.

Capricorn Investment Group fue establecida en el 2000 para demostrar que es posible invertir de manera redituable mientras se genera un cambio sustentable y positivo. En la actualidad, Capricorn administra los activos para Jeff Skoll, la Fundación Skoll y para otros que luchan por obtener resultados de inversión extraordinarios al apalancar las fuerzas del mercado para acelerar el impacto.

Skoll fundó Participant Media en el 2004, con la creencia de que una historia bien contada tiene el poder para inspirar y provocar el cambio social. Los más de 60 filmes de Participant hasta la fecha han recibido de manera colectiva un total de ocho Premios de la Academia® y 37 nominaciones, e incluyen "The Hundred-Foot Journey" (Un viaje de diez metros), "The Help" (Historias cruzadas), "Contagion" (Contagio), "Lincoln", "Good Night, and Good Luck" (Buenas noches, buena suerte), "Syriana", "An Inconvenient Truth" (La verdad incómoda), "Waiting for 'Superman'" (Esperando por Superman) y "Food, Inc" (Comida, S.A.). Participant también ha estrenado más de una docena de series originales, incluyendo "Please Like Me", "HitRECord on TV" con Joseph Gordon-Levitt, y "Fortitude" para su cadena televisiva, Pivot. El centro digital de Participant, TakePart, brinda servicio cada mes a millones de consumidores socialmente conscientes, al ofrecerles todos los días artículos, videos y oportunidades para que tomen cartas en el asunto.

En el 2009, instituyó el Skoll Global Threats, cuyo enfoque inicial es en cinco cuestiones mundiales que, de no ser revisadas, podrían poner al mundo de rodillas: el cambio climático, la seguridad del agua, las pandemias, la proliferación nuclear y el conflicto del Medio Oriente.

Skoll cuenta con una licenciatura en ingeniería eléctrica de la Universidad de Toronto y una maestría de la Escuela de Comercio de Stanford. En el 2012, fue nombrado Oficial de la Orden de Canadá. Sus otros honores recientes incluyen un tributo a su carrera en los Premios de Cine Independiente Gotham (2012) y el Premio al Liderazgo John W. Gardner (2012).

JONATHAN KING (Productor Ejecutivo) es jefe de producción de la división de cine de ficción de Participant Media. La producción de Participant es impulsada por la idea de que una historia interesante bien contada puede provocar un cambio positivo en el mundo actual. Algunos estrenos recientes de Participant incluyen "The Hundred-Foot Journey", "Cesar Chavez", "Lincoln", "The Help", "Contagion", "The Best Exotic Marigold Hotel" y la película chilena nominada al Oscar® "No".

Antes de haber formado parte de Participant, King trabajó tanto como productor y ejecutivo para compañías como Focus Features, Laurence Mark Productions y Miramax Films. Algunas de las películas en las que ha trabajado incluyen "Dreamgirls" (Soñadoras),"The Lookout" (El Vigía), "Finding Forrester" (Descubriendo a Forrester), "Studio 54" (Ídem), "Guinevere" y "Judas Kiss" (El Beso de Judas). Comenzó su carrera cinematográfica en la oficina de MGM/UA en Nueva York, revisando libros, obras de teatro y películas independientes.

En la actualidad, King es miembro del concejo de asesores de Outfest Legacy Project, que es una asociación con el Archivo de Cine y Televisión de la UCLA que restaura y conserva importantes trabajos de cine gay. También es miembro del Concejo de Asesores del Decano de la Escuela de Cine de la Universidad Estatal de Florida y del concejo de directores del John Alexander Project, una nueva organización altruista dedicada al desarrollo y apoyo del periodismo investigativo innovador. Vive en Venice, California.

JANUSZ KAMINSKI (Director de Fotografía) ha creado algunas de las imágenes más perdurables y memorables en la historia del cine. Ha sido nominado para el Premio de la Academia® en seis ocasiones, con dos triunfos en su haber.

Kaminski emigró a los EE UU de Polonia como refugiado político en 1981. Se graduó de la Universidad de Columbia en Chicago y estudió cinematografía en el American Film Institute. Desde entonces, ha disfrutado de una prolongada e ilustre colaboración con Steven Spielberg, primero con el telefilme de 1993 "Class of '61", en el que Spielberg fue productor ejecutivo.

Juntos irían a combinar sus talentos en: "Schindler's List" (por la que Kaminski ganó su primer Premio de la Academia® a Mejor Fotografía); "The Lost World: Jurassic Park"; "Amistad", por la que fue nominado al Oscar®; "Saving Private Ryan", por la que recibió su segundo Premio de la Academia; "A.I. Artificial Intelligence"; "Minority Report"; "Catch Me If You Can"; "The Terminal"; "War of the Worlds"; "Munich"; "Indiana Jones and the Kingdom of the Crystal Skull"; y "War Horse".

Entre los otros créditos de Kaminski como director de fotografía se encuentran: "How Do You Know" (Cómo saber si es Amor); "Funny People" (Siempre hay Tiempo para Reír); "The Diving Bell and the Butterfly", por la que obtuvo el prestigioso Premio Vulcan en el Festival de Cine de Cannes y recibió en el 2007 una nominación al Oscar®; "Jumbo Girl"; "Jerry Maguire" (Jerry Maguire: Amor y Desafío); "Tall Tale" (Relato de un Valiente: Una Aventura Increíble), "How to Make an American Quilt" (Recuerdo de Amores Pasados); "Little Giants" (Los Pequeños Gigantes); "The Adventures of Huck Finn" (Las Aventuras de Huck Finn); y "Killer Instinct", entre muchas otras.

Los créditos de Kaminski como director incluyen: "Lost Souls" (Almas Perdidas) y "Hania" (donde también fungió como cinefotógrafo). También está dirigiendo y fotografiando "American Dream".

ADAM STOCKHAUSEN (Diseñador de Producción) ganó un Oscar® por su trabajo en "The Grand Budapest Hotel" (El gran hotel Budapest), de Wes Anderson. También fue nominado por su trabajo en la película ganadora del Oscar "12 Years a Slave" (12 años esclavo), de Steve McQueen.

Entre los otros créditos de Stockhausen se encuentran "Moonrise Kingdom" (Un reino bajo la luna), "Scream 4", "My Soul to Take" (Espíritus), "The Switch" (Loco por ella) y "Every Day" (Todos los días). Como director de arte, los créditos de Stockhausen incluyen "The Darjeeling Limited" (Viaje a Darjeeling), "Margot at the Wedding" (Margot en la boda) y "Synecdoche, New York" (Nueva York en escena).

Stockhausen nació en Milwaukee, Wisconsin. Estudió en la Universidad de Marquette y obtuvo una maestría en bellas artes de la Escuela de Teatro de la Universidad de Yale.

En el 2006, la Diseñadora de Vestuario KASIA WALICKA MAIMONE recibió una nominación a la Excelencia en Películas de Época del Costume Designers Guild (Sindicato de Diseñadores de Vestuario) por su trabajo en la aclamada "Capote", de Bennett Miller. En el 2013, fue nominada de nueva cuenta por sus diseños en "Moonrise Kingdom", de Wes Anderson.

Walicka Maimone volvió a hacer mancuerna con Miller en "Foxcatcher", protagonizada por Steve Carell, Channing Tatum y Mark Ruffalo, así como en la premiada "Moneyball" (El juego de la fortuna). Entre sus créditos recientes se encuentran "A Most Violent Year" (El año más violento), dirigida por J.C. Chandor, y "St. Vincent", dirigida por Theodore Melfi.

Sus créditos adicionales incluyen "Infinitely Polar Bear", estrenada a principios de este año, así como "The Adjustment Bureau" (Los agentes del destino); "The Switch", con Jason Bateman y Jennifer Aniston; "Little Manhattan" (ABC de amor); "Jesus' Son" (Regresando al camino); "The Opportunists" (Los oportunistas); "Hysterical Blindness", para HBO; y "Songcatcher". También diseñó el vestuario para el cortometraje de la BMW "Chosen", dirigido por Ang Lee; el segmento "India", de Mira Nair, de la película "September 11"; y "Amelia", una mirada a la vida de la legendaria piloto estadounidense Amelia Earhart.

Sus proyectos de ópera incluyen "Les Enfants Terribles" y "The Sound of a Voice", ambas de Philip Glass.

Walicka Maimone también ha participado en complejas piezas teatrales experimentales de Robert Woodruff ("Oedipus Rex") y Richard Foreman ("Maria del Bosco" y "King Cowboy Rufus Rules the Universe"). También ha colaborado con los coreógrafos Susan Marshall, Twyla Tharp, Donald Byrd y David Dorfman.

MICHAEL KAHN, A.C.E. (Editor) es uno de los editores más aclamados de todos los tiempos. Ganó Premios de la Academia® por su edición en "Raiders of the Lost Ark", "Schindler's List" y "Saving Private Ryan", dirigidas todas por Steven Spielberg. Con siete nominaciones al Oscar®, es el editor más condecorado en la historia del cine. Además, ha ganado dos Premios BAFTA y ha sido nominado para otros cuatro. En el 2011, Kahn editó la película animada y de acción en vivo "The Adventures of Tintin" y la nominada al Premio de la Academia® "War Horse", ambas de Spielberg.

Durante sus más de cuatro décadas de ilustre trabajo, Kahn se ha distinguido por ser el editor de películas que ahora ya son clásicos, incluyendo "Close Encounters of the Third Kind", "The Color Purple", "Empire of the Sun", "Always" (Siempre), "Ice Castles" (Castillos de Hielo), "Raiders of the Lost Ark", "Indiana Jones and the Temple of Doom", "Indiana Jones and the Last Crusade" e "Indiana Jones and the Kingdom of the Crystal Skull".

Además, Kahn editó "Pirates of the Caribbean: On Stranger Tides" (Piratas del Caribe: Navegando Aguas Misteriosas), "Prince of Persia: The Sands of Time" (El Príncipe de Persia: Las Arenas del Tiempo), "Munich", "The Terminal", "War of the Worlds", "Catch Me If You Can", "Alive" (¡Viven!), "Arachnophobia", "Fatal Attraction" (Atracción Fatal), "The Goonies", "Poltergeist" (Juegos diabólicos), "1941", "Eyes of Laura Mars" (Los ojos de Laura Mars) y "The Return of a Man Called Horse" (El Regreso de un Hombre Llamado Caballo).

Para la televisión, Kahn editó la película "Eleanor and Franklin". Comenzó su carrera editando la popular serie de televisión "Hogan's Heroes".

THOMAS NEWMAN (Compositor) es aclamado de manera considerable por ser uno de los compositores de cine más prominentes de la actualidad. Ha compuesto música para más de cincuenta películas y series de televisión, y ha recibido doce nominaciones al Premio de la Academia y tres Premios Grammy®.

Es el hijo más joven de Alfred Newman (1900-1970), el perdurable director musical de Twentieth Century Fox y compositor de bandas sonoras para filmes tales como "Wuthering Heights" (Cumbres borrascosas), "The Hunchback of Notre Dame" (El jorobado de Notre Dame), "The Diary of Anne Frank" (El diario de Anne Frank) y "All About Eve" (La malvada). De niño, Newman estudió música y piano básicos. Sin embargo, no fue sino hasta la muerte de su padre que el Newman más joven, de tan sólo 14 años, sintió el deseo de componer.

Newman estudió composición y orquestación en la USC con el profesor Frederick Lesemann y el célebre compositor de cine David Raskin, y de manera privada con el compositor George Tremblay. Completó su trabajo académico en la Universidad de Yale, donde estudió con Jacob Druckman, Bruce MacCombie y Robert Moore. Newman también reconoce con sumo agradecimiento la temprana influencia de otro prominente músico, el legendario compositor de Broadway Stephen Sondheim, quien fungió como un gran mentor e impulsor.

Un punto de inflexión en la carrera de Newman sucedió cuando estaba trabajando como asistente musical en la película "Reckless", en 1984, dado que al poco tiempo fue promovido al puesto de compositor. Y así, a los 27 años, Newman compuso de manera exitosa su primera banda sonora. Desde entonces, ha contribuido con evocadoras y distintivas bandas sonoras en numerosos y aclamados filmes, incluyendo "Desperately Seeking Susan" (Desesperadamente buscando a Susana), "The Lost Boys" (Los muchachos perdidos), "The Rapture", "Fried Green Tomatoes" (Tomates verdes fritos), "The Player" (El ejecutivo), "Scent of a Woman" (Perfume de mujer), "Flesh and Bone", "The Shawshank Redemption" (Sueños de fuga), "Little Women" (Mujercitas), "American Buffalo" (Búfalo americano), "The People vs. Larry Flynt" (Larry Flynt, El nombre del escándalo), "Oscar and Lucinda" (Oscar y Lucinda), "The Horse Whisperer" (El señor de los caballos), "Meet Joe Black" (¿Conoces a Joe Black?), "American Beauty" (Belleza americana), "The Green Mile" (Milagros inesperados), "Erin Brockovich", "In the Bedroom" (Crimen imperdonable), "Road to Perdition" (Camino a la perdición), "Finding Nemo" (Buscando a Nemo), "Lemony Snicket's A Series of Unfortunate Events" (Lemony Snicket, Una serie de eventos desafortunados), "Cinderella Man" (El luchador), "Jarhead" (Soldado anónimo), "Little Children" (Secretos íntimos), "The Good German" (Intriga en Berlín), "Revolutionary Road" (Sólo un sueño) y "WALL-E".

Sus proyectos más recientes incluyen "The Debt" (Al filo de la mentira), "The Adjustment Bureau", "The Help", "The Iron Lady" (La dama de hierro), "The Best Exotic Marigold Hotel" (El exótico hotel Marigold), "The Second Best Exotic Marigold Hotel", "Skyfall" (007 Operación Skyfall), "Side Effects" (Terapia de riesgo), "Saving Mr. Banks" (El sueño de Walt) y "The Judge" (El juez).

Newman también compuso la música para la aclamada miniserie de seis horas "Angels in America", dirigida por Mike Nichols, para HBO. Recibió un Premio Emmy por su tema en la serie original "Six Feet Under", para HBO. Sus proyectos venideros incluyen la secuela animada "Finding Dory", para Pixar, y "Spectre", el thriller más reciente de James Bond, protagonizado por Daniel Craig, y dirigido por Sam Mendes.

Además de su trabajo en cine y televisión, Newman ha compuesto varias piezas para salas de concierto, incluyendo el trabajo sinfónico "Reach Forth Our Hands", que en 1996 la Orquesta de Cleveland se lo comisionó para conmemorar el bicentenario de la ciudad, así como "At Ward's Ferry, Length 180 ft.", un concierto para doble bajo y orquesta que en el 2011 la Sinfonía de Pittsburgh le comisionó. Su pieza de concierto más reciente fue un trabajo de cámara titulado "It Got Dark", comisionado por el aclamado grupo Kronos Quartet en el 2009. Como parte de un encargo aparte de la Filarmónica de Los Ángeles, el trabajo fue expandido y adaptado para orquesta sinfónica y cuarteto de cuerdas, y se estrenó en la Sala de Conciertos Walt Disney en diciembre de 2009. En octubre de 2014, Newman y el músico Rick Cox lanzaron "35 Whirlpools Below Sound", una colección evocadora y contemporánea de sonidos electrónicos avant-garde, que los dos colaboradores desarrollaron a lo largo de un periodo de 25 años, y que constituye una fascinante variación al trabajo que Newman nos ha ofrecido en su música para cine.

NO SE PERMITE BAJO NINGÚN CONCEPTO

REPRODUCIR NINGÚN TEXTO DE EL BAZAR DEL ESPECTÁCULO CINE

NI SIQUIERA MENCIONANDO LA FUENTE.

SI ESTE ARTÍCULO NO LO LEES en EL BAZAR DEL ESPECTÁCULO CINE

http://elbazardelespectaculocine.blogspot.com

ESTÁ COPIADO SIN PERMISO ESCRITO Y SE PROCEDERA A INCIAR LAS ACCIONES LEGALES CORRESPONDIENTES



Publicar un comentario

Sería útil que aportaras tu opinión sobre la película para tener más puntos de vista. Gracias!

 
TOP