julio 18, 2014


Patrick: Sinopsis, elenco, ficha: Dirigida por James Gunn

LEE en EL BAZAR DEL ESPECTÁCULO el artículo ORIGINAL CINE

https://elbazardelespectaculocine.blogspot.com

SINOPSIS

Luego de la misteriosa desaparición de una enfermera en una remota clínica privada, Kathy (Sharni Vinson) ocupa el puesto vacante en la clínica Roget, un hospital privado especializado en personas en coma en una apartada villa a orillas del mar.

Kathy es puesta bajo la imperiosa mirada de Matron Cassidy (la nominada al Oscar Rachel Griffiths) y el Dr. Sebastian Roget (Charles Dance de Game of Thrones), un neurólogo renegado que opera en los márgenes de la sociedad médica.

A pesar de la fúnebre sensación de presagio y de las deprimentes condiciones de trabajo, Kathy está dispuesta cumplir con su tarea, pasando por alto el ambiente inquietante de misterio y la sala de perturbados pacientes que residen allí.

Rápidamente es asignada al cuidado de un joven paciente en coma, conocido por el personal únicamente como Patrick. Muy pronto se vuelve innegable el poder telepático que tiene y su afecto por Kathy se transforma en una mortal y sangrienta obsesión, no dejando que nadie se interponga en su camino.

Del director Mark Hartley, el thriller está basado en la película homónima australiana de 1978 dirigida por Richard Franklin.

 

LA HISTORIA

Mientras Kathy Jacquard, una joven y hermosa enfermera de veinte años, conduce hacia la Roget Clinic queda impactada ante la imponente y sombría estructura neo-gótica del edificio. A lo lejos se asoma un faro en el desolado pueblo costero. Adentro, las instalaciones se hunden en la oscuridad y los únicos ruidos que se escuchan son los rítmicos soplidos de las máquinas para respirar de los pacientes en coma.

Kathy no sabe que su predecesora fue víctima de un misterioso ataque violento, aunque de inmediato siente algo extraño e inquietante en su nuevo lugar de trabajo. La única persona agradable es su colega, la enfermera Williams (Peta Sergeant) pero ni siquiera Williams puede proteger a Kathy del destino que le espera.

Dirigida por la fría Matron Cassidy (Griffiths) y su padre, el enervante Dr. Sebastian Roget (Dance), la mayoría de los pacientes de la clínica tienen muerte cerebral, son como cáscaras de seres humanos. Bajo la presión del Fideicomiso Médico, Roget tiene tres meses para obtener resultados durante su "resucitación de los pacientes comatosos", incluso si ello significa utilizar métodos polémicos durante el tratamiento.

Roget está enfocado exclusivamente en un paciente comatoso llamado Patrick -el único sobreviviente de un accidente familiar. En sus veinticinco años, Patrick ha sido conservado casi perfectamente por las drogas y los electroshocks, pero su mirada fija es lo que primero llama la atención de Kathy.

Roget inflige procedimientos agresivos a Patrick y le dice a Kathy que para despertar las neuronas muertas se requiere de medidas extremas. Pero, a medida que los días pasan, Kathy está convencida de que Patrick está consciente. Sus instintos parecen estar en lo cierto -Patrick comienza a escupir como respuesta a sus preguntas y ella queda asombrada. Pero solamente lo hace con Kathy -nunca con Roget, que descarta la teoría de Kathy. Para él, escupir no es un signo de consciencia.

Kathy no soporta ver como Roget continúa con sus sesiones tortuosas y está ansiosa de que Patrick pueda sentir algo. Todo el tiempo, Kathy es aterrorizada por visiones de pacientes que parecen estar moviéndose a sus espaldas pero permanecen inmóviles cuando ella se da vuelta para mirar.

Afuera, el mundo de Kathy comienza a esclarecerse también. Su agradable ex-novio Ed la localiza y se niega a dejar el pueblo hasta obtener una explicación de por qué Kathy terminó con la relación. Esto complica una floreciente relación con un apuesto psiquiatra, el Dr. Brian Wright.

Pero lo peor aún está por venir. Mientras las tensiones crecen dentro del hospital, Patrick demuestra que no sólo puede responder a las preguntas escupiendo sino también escribiendo -en una computadora que esta a varios metros de distancia. Kathy piensa que está alucinando, pero él le dice a través de la pantalla de la computadora que lo que ella sabe es un "secreto". Ahora Roget utiliza terapia de shock en el tratamiento, Kathy está desesperada por mostrar lo que Patrick puede hacer. Ahora puede utilizar la telepatía para expresarse y Kathy no se da cuenta que desafiarlo, a pesar de querer ayudarlo, es algo muy peligroso. Le pide ayuda a Wright para presionar a Roget, que está cada vez más desquiciado, pero luego teme que sea peor. Confundida, con miedo y asustada, Kathy se escapa de la clínica y deja a Patrick atrás. Aunque él tiene otras ideas reservadas para ella. Quiere a Kathy sólo para él y no permitirá que nadie se interponga ante sus crecientes deseos sexuales. Pronto, cualquiera que la rodee estará en peligro. El destino de Patrick va mucho más allá que morir por Kathy, pero ¿tendrá éxito?

 

DECLARACIONES DEL DIRECTOR

El año 1978 se realizo PATRICK, una intrigante película de terror de origen australiano sobre un obsesivo paciente comatoso con poderes telequinéticos. La película saco provecho de la floreciente manía por la telequinesis (introducida en las pantallas de cines a través del éxito de 1976, Carrie, de Brian de Palma) y fue un enorme éxito internacional, formando parte de la lista Variety Top 10 en varias ocasiones e incluso dio origen a una película italiana no autorizada, Patrick Vive Ancora, de 1980, del director Mario Landi.

Debo confesar que PATRICK fue la primera película en cinta VHS que compre cuando era un niño. Ame absolutamente la película, y mientras estaba en la secundaria, descubrí que el director de la película, Richard Franklin, había asistido a mi escuela. Lo invité para que viniera a hablar y comencé una amistad con Richard que continuó hasta su inoportuna muerte en 2007. Justo unas semanas antes, atormentado por el inmenso dolor, participó valientemente en una entrevista para mi documental Not Quite Hollywood.

Richard fue una enorme fuente de inspiración y apoyo para mí cuando era un joven fanático de las películas y aspirante a cineasta -y ni en mis más salvajes sueños imaginé que me darían la tarea de presentar a PATRICK a una nueva generación de fanáticos del miedo. No puedo agradecer lo suficiente al productor Antony I. Ginnane por demostrar tanta fe y confianza en el guionista Justin King y en mí para cuidar del legado de Richard con esta nueva encarnación de PARTICK.

Justin y yo fuimos bendecidos con el hecho de que la película original (escrita por Everett De Roche) tenía un argumento atemporal. Fue una historia clásica de amor pero con muertos. La película estaba centrada en un joven, problemático psicópata, que tenía poderes ilimitados, pero lo único que le interesaba de sus poderes era utilizarlos para hacer que la chica con la que estaba obsesionado se enamorara de él. Pensé que era una gran idea y sentí que los avances tecnológicos - y la invasión a la privacidad cada vez mayor que se logra con ellos -hacían a la historia extrañamente relevante.

Tomamos las mejores partes de la memorable obra original (desde el comienzo con la electrocución en el baño hasta la impactante muerte en el final) y armamos una historia nueva sobre una joven enfermera, Kathy, quien había cometido un simple, pero fatal, error -ella había mostrado compasión por Patrick -el misterios ocupante de la habitación 15. Lo que ella descubre sobre Patrick la hace enfrentar con el renegado Doctor Roget -un hombre que opera al margen de la medicina, aparentemente sin supervisión, observación o restricción alguna.

El PATRICK original fue un homenaje de Richard Franklin a su mentor, Alfred Hitchcock. Sucesivamente, gran parte de nuestra película está inspirada en el trabajo de Richard (Roadgames, Psyco II) y en las películas de suspenso de los años 1970´s y 80´s amaba a los admiradores de Hitchcock (incluyendo Brian De Palma, Darío Argento -por nombrar solo a un par de ellos).

Estas películas están basadas en sensaciones, premoniciones y escenas impactantes para provocar miedo en lugar de largas escenas de tortura. Del mismo modo, esperamos tener suerte con nuestra PATRICK utilizando atmósferas, suspenso y el estilo de la vieja escuela para inquietar a la audiencia. Debo admitir que nuestra PATRICK no está filmada con ni una sola cámara en mano -de hecho, está filmada como las viejas películas. Tratando de evocar la era de las películas de terror clásicas.

Sin embargo, les aseguro que la obsesión de Patrick, Kathy (la actriz Sharni Vinson), tiene una gran cantidad de admiradores que son echados de las maneras más escalofriantes. Así como también les aseguro que los aclamados actores dramáticos Charles Dance y Rachel Griffiths ¡no serán echados tranquilamente!

Creo fervientemente que "la vieja escuela es una buena escuela" así que durante la producción traté de rodearme de antiguos colaboradores (incluyendo al fotógrafo Garry Richards y al diseñador de producción Robbie Perkins) y de la mayor cantidad de películas antiguas como me fuera posible. Incluso algunos de los miembros originales del elenco y el equipo volvieron -y el australiano extraordinario y temerario (y villano en ROADGAMES), Grant Page, se encargó de las escenas peligrosas.

Asombrosamente, estábamos en condiciones de contratar a mi compositor de cine favorito Pino Donaggio (Dont´t look Now, Carrie, Dressed to Kill) para que nos escriba la música de la película. Famoso por su gran cantidad de colaboraciones con Brian De Palma, fue un honor -ni hablar de la gran emoción- de tener la exuberante música de Donaggio en nuestra película.

Por último, fue un absoluto privilegio ser parte del equipo que llevó a PATRICK a la pantalla grande en la actualidad. Realmente deseo que la película emocione e inquiete a una nueva generación de espectadores -y mantener felices a los devotos de la película original también… Y -sobre todo- espero que Richard Franklin la haya disfrutado.

 

PATRICK - 1978. Artículo del productor Antony I. Giannane

36 años atrás Richard me envío un guión titulado "Patrick" (desarrollado con la ayuda de Film Victoria) para California Everett de Roche. No tenía ni idea de que una película basada en él se convertiría en el primer éxito internacional de Australia, penetrando en los Estados Unidos y el mercado internacional cautivando a tres generaciones de fanáticos del cine del terror a nivel mundial. Esta fue la primera película australiana que se introdujo en el circuito de los festivales.

Por entonces, muchas de las películas que se producían estaban relacionadas con la historia de Australia. Richard y yo queríamos producir algo diferente, y siendo admiradores de las películas de Alfred Hitchcock, nos basamos en esos filmes considerando el tipo de trabajo que queríamos realizar.

Filmamos esta película sobre poderes telequinéticos en Melbourne en enero y febrero de 1978 y la llevamos a Cannes en mayo para proyectarla en el mercado. Esta película tuvo un presupuesto de 325,000 dólares australianos y en Cannes concretamos unos 500,000 dólares americanos en ventas para 33 territorios. Fue la primera película australiana de la nueva era proyectada en cines en Alemania; la primera en ser estrenada en todos los territorios de América Latina y logró el porcentaje de licencias más alto hasta la fecha para una película australiana en Canadá y el Sudeste Asiático. Estreno de vanguardia en Estados Unidos y en Italia donde Luigi de Laurentis y su hijo Aurelio (el hermano y sobrino de Dino) justo estaban comenzando su negocio de distribución. Se transformó en un enorme éxito y actualmente es la película número 60 en taquilla de los títulos realizados en lengua no inglesa que se haya estrenado en Italia. Fue tan exitosa que se realizó una secuela no autorizada en ese país.

Mi punto de vista sobre que la industria cinematográfica puede pararse al lado del art-house cinema a través del cual fue conocida inicialmente la cinematografía australiana, ha sido más que probado.

Nuestros inversores obtuvieron beneficio y ninguna de las más de 60 distribuidoras de todo el mundo que comercializaron Patrick fracasó económicamente.

La película entró definitivamente en el espíritu popular de la época cuando Quentin Tarantino le rindió tributo en KILL BILL VOL 1 (2003) a través de la recreación de una Uma Thurman comatosa haciendo la famosa escupida de Patrick.

REPARTO:

Kathy Jacquard - SHARNI VINSON

Matron Cassidy - RACHEL GRIFFITHS

Dr. Roget - CHARLES DANCE

Enfermera Williams - PETA SERGEANT

Ed Penhaligon - DAMON GAMEAU

Dr. Brian Wright - MARTIN CREWES

Enfermera Panicale - ELIZA TAYLOR

Madre de Patrick - SIMONE BUCHANAN

Amante - SHANE NAGLE

Patrick - JACKSON GALLAGHER

 

FICHA TÉCNICA:

Director Mark Hartley

Autor Justin King

Productor Antony I. Ginnane

Compositor Pino Donaggio

Fotógrafo Garry Richards

Montajista Jane Moran

Directores de Casting Louise Mitchell | Leigh Pickford

Diseñador de Producción Robbie Perkins

NO SE PERMITE BAJO NINGÚN CONCEPTO

REPRODUCIR NINGÚN TEXTO DE EL BAZAR DEL ESPECTÁCULO CINE

NI SIQUIERA MENCIONANDO LA FUENTE.

SI ESTE ARTÍCULO NO LO LEES en EL BAZAR DEL ESPECTÁCULO CINE

https://elbazardelespectaculocine.blogspot.com

ESTÁ COPIADO SIN PERMISO ESCRITO Y SE PROCEDERA A INCIAR LAS ACCIONES LEGALES CORRESPONDIENTES



Publicar un comentario

Sería útil que aportaras tu opinión sobre la película para tener más puntos de vista. Gracias!

 
TOP